31.8.19

Zaragoza por Aragón 16 - Despoblación? Seamos sinceros

La obligación de cualquier político es escuchar a su sociedad. Es básico, imprescindible pero no es sencillo. Porque escuchar no es preguntarles y esperar su respuesta. Escuchar es detectar los problemas, saber leerlos, intuir las posibilidades de solución, escuchar movimientos de sociología, psicología social o incluso economías familiares. Mirar y saber ver.

En Aragón las necesidades son fáciles de detectar pues somos un territorio fácil. Tenemos problemas importantes pero son bastante primarios. A cambio tenemos algunas fortalezas que nos dan ya resueltos algunos problemas realmente complejos. Uno de los problemas NO resueltos y que vamos por el camino equivocado es el de la DESPOBLACIÓN.

Aragón es como bien sabemos un inmenso territorio con muy pocos habitantes. Formamos parte de esa España vaciada pero que no es igual en todos los casos. Extremadura resuelve sus problemas de una forma muy diferente a Castilla o Aragón, entre otras cosas porque su sociedad de terratenientes es diferente. 

Un terrateniente —para quien tenga dudas— es el amo que posee tierras en tamaño tan inmenso que solo entiende de hectáreas y números y no de regadíos o de semillas. En Aragón no se da como en Extremadura, y esto es importante a la hora de buscar soluciones, y para entender realidades.

Pero la despoblación en Aragón existe, lo que no quiere decir que sea grave. La solución sobre el papel parecería sencilla. Si somos pocos y tenemos mucho territorio, hay que traer a personas, habitantes nuevos, repoblar, trabajar sobre el territorio poniéndolo en valor social. Pero eso es imposible y lo sabemos. Lo saben sobre todo los que ya viven en esas zonas del Aragón vaciado.

Así que debemos escuchar a la población. Incluso a la población mundial. No podemos pretender para Aragón algo que no está sucediendo en ningún lugar del mundo. 

La real, lo que sucede en este siglo en todo el mundo, es que los habitantes, las personas, se están yendo de sus zonas rurales hacia las ciudades, a ser posible ciudades grandes. No hay término medio, no existe análisis intermedio.

Podemos creer que innovar en el medio rural es la solución, cuando lo básico hubiera sido haberlo dotado de calidad básica en comunicaciones y en economías productivas, sin permitir que se perdieran servicios, pero no ahora sino hace tres décadas como poco. 

¿Cómo es posible hablar de DESPOBLACIÓN en Aragón sin haber resuelto antes algo tan básico como tener cobertura de teléfono o de internet en todas las localidades? ¿Cómo es posible cerrar tiendas pequeñas de suministros básicos o locales de ocio, bares o bibliotecas, y hablar de que se quiere evitar la despoblación?

Incluso escucho la idiotez más absurda cuando se habla de DESPOBLACIÓN y se plantean soluciones diseñadas para los meses de verano, que es cuando hay habitantes en algunas localidades. 

Eso no es evitar la despoblación, como nunca lo fue hacer inversiones en pabellones deportivos. No hay que hacerse trampas. La despoblación en Aragón no hay que medirla en Julio sino en Febrero. Y restando a los habitantes empadronados en sus localidades de origen por amor a su territorio. 

Las soluciones para evitar la despoblación son las que sirven para los habitantes que están en los miércoles de febrero, no para crear vida los domingos de mayo o de octubre.

Hay que hablar con el mundo rural, pero hay que entenderlos, escucharlos y ser sinceros entre todas las partes. No vale jugar a los cubiletes. Las ayudas tienen muchas veces trampas que terminan en manos de terratenientes que viven en Madrid. Hay un número de poderes que desean la despoblación como una forma más fácil de obtener beneficios. Mantener artificialmente zonas vivas para beneficios de unos pocos dueños de maquinarias de poder es negativo para los territorios. Aunque entre todos nos queramos engañar.

Aragón es maravilloso. Es incluso casi virgen en algunas zonas. Tenemos enormes posibilidades de desarrollo. Pero ¿qué queremos para el futuro?

El valor añadido de nuestros productos no se queda en Aragón. Cuando viajamos a los mares de plástico de Almería o nos movemos por Navarra o Rioja vemos que todo lo que rodea su producción agrícola se queda allí mismo. En Almería hay fábricas de plásticos, de montajes, de mermeladas, de conservas o de arreglar los camiones de transporte. Se intenta que todo lo se puede producir en esos territorios para la producción y distribución de esos territorios, se haga allí. Efectivamente, por los mismos grandes empresarios con controlan todo.

Aragón es distinto. Pero hemos olvidado nuestra enorme capacidad de los años de principio del siglo XX para crear Cooperativas de trabajadores productivos. No interesa. pero eso es combatir la despoblación. 

Menos pabellones con 10.000 asientos en pueblos pequeños, y más ayudas para crear cooperativas entre los jóvenes de las Comarcas. DE TODO TIPO. ¿O acaso no interesa eso? ¿Por qué no se forma en calidad productiva y en innovación de servicios a las personas que quieran trabajar en el lugar de la producción?

Es curioso que hablemos de una despoblación en el mundo rural aragonés y no se habiliten por normas caducas mercados de proximidad en las grandes ciudades aragonesas. Mercados de productos rurales, de los propios productores que existen en decenas y decenas de localidades cercanas a Aragón.

Sí, se me dirá que hay en Zaragoza uno. Mentira. Es mentira. Hay uno, mini mercadillo de proximidad. ¿Lo queremos comparar con por ejemplo el de Martorell (27.000 habitantes)? Se puede ir a ver durante todo el año y ver el número de puestos de venta y su variedad. ¿Por qué en Zaragoza no se pueden vender productos agrícolas aragoneses para favorecer la rentabilidad del mundo rural aragonés y en Cataluña sí, en decenas y decenas de mercadillos con centenares de puestos?

Aragón necesita planificar el crecimiento. No teorizar, sino planificar. Saber, decidir, organizar, sobre qué territorios se pueden construir localidades con un crecimiento que los vaya acercando hacia localidades con un mínimo de 10.000 habitantes. Y hay que hablar con los vecinos de esas localidades para saber hasta qué punto están dispuestos a aceptar nuevos vecinos.

Sin nuevos aragoneses no es posible resolver la despoblación. Esto es básico. Es que resulta imposible mantener Aragón si nos morimos más que nacemos para evitar que Aragón deje de ser territorio de aragoneses de toda la vida. No nos engañemos. Es cuestión de años. Y si es eso lo que queremos hay que decirlo y no trabajar en otras direcciones. La despoblación tiene muchas aristas, pero sin duda la más tonta es engañarnos entre nosotros. Seguiremos hablando.

En Aragón no se puede jugar con velas de colores. Se avisa

Que Podemos Aragón destituya a un director general recién nombrado en la DGA por su apoyo artístico al ​independentismo catalán es un detalle que marca territorio político claramente a favor de Lambán. En menos de 48 horas puedes ser Director General o salir en los papeles como un profesional no deseable. Y eso desde la izquierda. Algo no estoy entendiendo.

C’s: Uno, Podemos: Cero.

Por la tarde un partido de la oposición te saca en Twitter y a la mañana siguiente te han cesado. Es la “caza” al político en todas sus variables, incluido en Aragón. Sin duda el empobrecimiento de la política es grave y nos está afectando en su calidad. Y no queremos darnos cuenta. Lo cual es así y así lo vamos a sufrir.

Bruno Pérez Juncà, había sido nombrado director general de Administración Electrónica y Sociedad de la Información del Gobierno de Aragón, y antes de tomar posesión ya ha sido cesado. Más bien lanzado al infierno de la nada.

Ahora para ser Director General lo fácil es no ser nada que pueda producir sarpullidos a nadie. Cuanto menos seas, más posibilidades de convertirte en Director General. Si te has dedicado a crear performances con velas de colores lo tienes jodido. Aunque haya sido en Burgos, como la imagen de arriba. Pero si lo hiciste también en Cataluña, joder, mal fario tío.

Recordando la discoteca Flying o Charlestón Años 20

Una de las vergüenzas de la Zaragoza de los años 90 en Zaragoza fue el incendio de la Discoteca Flying en el barrio del Boterón, donde fallecieron 43 personas en un incendio que tardó más de 25 años en intentar apagarse con justicia. Nunca se logró.

Aquella discoteca que nació con el nombre de Charlestón Años 20, se convirtió enseguida en un local de moda entre los jóvenes que en días laborables acudían a su sótano a beber y escuchar música, mientras se intentaba “ligar” en una discoteca donde las mujeres entraba con invitación. La sesión de tarde era en un principio de jóvenes trabajadores que acudían a divertirse, y la sesión de noche algo más adulta para terminar cenas y fiestas.

Era una sala algo pequeña comparada con las de moda de fin de semana de aquellos años, y se bajaba por unas escaleras anchas a un sótano que resultó mortal. Un incendio en su cuadro eléctrico junto a las escaleras y unos minutos de retraso en dar el aviso de incendio a las 2 de la madrugada hizo que las casi 150 personas que en esos momentos había en la sala se precipitaron todas a la vez hacia la salida provocando aplastamientos, caídas, barullos que atrapó el fuego que se propagó de forma muy rápida por los propios materiales decorativos de la discoteca, hoy todos ellos prohibidos en este tipo de locales.

En la bajadica de la Trinidad se fueron amontonando los cadáveres según los sacaban en unas imágenes terribles que nunca alcanzaron justicia, pues los responsables, uno de ellos muy conocido por ser el propietario de un reconocido restaurante en Zaragoza, se declararon insolventes que luego el juzgado sentenció fraudulenta. 


30.8.19

Teruel sufrió la guerra civil varias veces

No es agradable leer este panfleto, esta octavilla de guerra que desde el Gobierno de la República se lanzaba a las calles de Teruel para que se rindieran los que llaman en ella sublevados y que sin duda sus mandos lo eran, sus jefes militares lo eran, pero no los vecinos civiles de Teruel que son siempre los que sufren en las guerras. La última frase es muy dura. Amenazaban con bombardear intensamente la población de Teruel hasta reducirla a escombros.

Las guerras, siempre, son una barbaridad evitable. Y Teruel como Belchite u otras localidades aragonesas al ser Frente de Primera Línea lo saben bien. Y Zaragoza por ser la retaguardia donde se fusilaba casi para disfrutar, también sufrió absurdamente la violencia de los sanguinarios.

Nuevos aragoneses. Nouvelles du Senegal: solvitur ambulando

Los nuevos aragoneses existen, en gran medida, como nuevos zaragozanos. Que trabajan en su economía de escala de servicios hosteleros, en la agroalimentación de mataderos y cebolla, en la venta ambulante necesaria o de supervivencia.

Debemos hacerlos visibles, rara vez son nada más que protagonistas de noticias luctuosas o presuntamente culpables de efectos llamada. Sabemos que son mucho más que eso –todos en primera persona-, porque, sin tener por qué ir más lejos, yo he sido mucho más que español o aragonés cuando he viajado.

Comportándome con comodidad o no como sefardí, amante de la cultura japonesa o deficiente bailador y cantante de boleros. Y todo eso ya lo había hecho sin salir de mi país, dicho en términos cariñosos de montaña. En África siempre he sido el blanco de todos los poemas.

En Senegal se halla la fascinante Dakar a la que esquilmamos su lonja de sardinas, pero muchísimas más ciudades y culturas.

Las desembocaduras de sus ríos conforman humedales modo Doñana, Patrimonio de la Humanidad. En la frontera con Guinea Bissau le quedan selvas de sabana con toda la fauna africana y, además, chimpancés.

De la isla de Gorée y de los fuertes de Gambia salieron a América los Kunta Kinte & Co. durante siglos que, en gran medida, sustituyeron a la mano de obra indígena entre masacrada y enferma (Bartolomé de las Casas y Francisco de Vitoria dixit, curiosa la ubicación zaragozana de esa arteria para el humanista, cupiera su permuta por la calle Sanjosemaríaescrivá el de Barranqué).

Esa parte de la antigua Guinea de los ríos Senegal y Gambia es la que en mayores gotas ha aportado los ritmos base de la afrocubanidad –por tanto, son, mambó y guaguancó con base de rumba-, afrobrasilidad –por consiguiente, bossa nova- y jazz.

Tengo un magnífico sello de la Unesco estirada (sede París-La France-La Grandeur) que conmemora la declaración como Patrimonio de la Humanidad de esa isla de donde salió un importante porcentaje de esclavos mandinga hacia América, negro azules y de tobillos finos eran los más apreciados. 

Es conceptual, una simple escalera dibujada, bajada de un túnel de piedra –como el de los castillos esclavistas de Ghana- por el que embarcaban a la fuerza en las goletas bandera Panamá, Gibraltar o Isla de Man de la cosa del trespersent de la época (actual Liverpool FC del que soy ultra fan)… Era el último paisaje africano que veían, el túnel de no retorno.

En Senegal está también la isla de San Luis, especialísima ciudad colonial frontera con Mauritania. Conectada por un puente de hierro parecido a los nuestros del Ebro de la escuela de Eiffel, bien merecería una visita.

Es un país de sahel, baobab, hospitalidad e Islam contenido en su mayor parte. No tan interesante como su vecino e influyente Mali, asolado por la guerrilla y el tráfico de los esclavos del presente

África produce coltán, diamantes y trata de negros. Y es un escenario por el que sube la cocaína desde América hasta esa Libia que a nadie le interesa pacificar, en manos de mafias. Que de por sí provocan hambruna, extorsión y vacíos en la política europea, dejando al alcalde de Lampedusa como a un juez de la Texas de la frontera pero sin competencias. Y menos mal. Pero no cubriendo ese vacío, ganando tiempo…

El africano San Agustín de Hipona, argelino, ya lo decía: el movimiento se demuestra andando, yendo sobre la marcha. Lo copió con gran criterio de Diógenes, ese gran tuneador del platonismo y sus negativos.

Senegal es crucial como bastión de cierta planificación occidental en positivo, urbanística, sobre todo y de la herencia de la magnífica educación republicana francesa. Quizá por ello se produzcan tipos como Youssou N’dour, un músico musulmán muy practicante pero tolerante y con rasgos laicos y, por tanto, universales.

Recomiendo enormemente la lectura del periodista senegalés Amadou Diaw, con nombre de medio centro o pívot nacionalizado francés. Disponible en El País, se intitula “Las Varias Áfricas y sus porvenires”.
Es un artículo socrático, en que se hace preguntas. Yo mismo estaba pensando hacerlas sobre el futuro de Zaragoza y Aragón, puesto que los mensajes electorales son electoralistas y la única pregunta sobre gestión parece en la práctica la de pactar y llegar a pesebres.

No digamos en ese continente en que China no es que haya tomado posiciones, es que a cambio de infraestructuras por permutas de contaminación para sobreproducir –y que se derivan en mantenimientos de 10% anual hechos por sus empresas- se ha convertido en propietaria catastral y registral. Y empezó por Senegal, hasta la castración inversa de la irreductible Etiopía.

Es cierto lo que afirma Diaw, ese francófono inteligente: vemos a África como singular, a su población y peligro en forma de flujo emigratorio como parte de un idéntico problema porque así nos lo venden.

Terminamos la voz du Senegal con un poema de su primer presidente tras la declaración de su independencia de Francia, tras su descolonización que tanta amargura cultural puede que haya dejado:

Cuando yo nací, era negro. Cuando crecí, era negro. Cuando me da el sol, soy negro. Cuando estoy enfermo, soy negro. Cuando muera, seré negro.

Y mientras tanto, tú, hombre blanco, Cuando naciste, eras rosado. Cuando creciste, fuiste blanco. Cuando te da el sol, eres rojo. Cuando sientes frío, eres azul. Cuando sientes miedo, eres verde. Cuando estás enfermo, eres amarillo. Cuando mueras, serás gris.

Entonces, ¿cuál de nosotros dos es un hombre de color?

(Leopold Sedar Senghor, dedicado a toda la comunidad senegalesa residente en Aragón, su nuevo país kaolack de sahel sin baobabs).

27.08.2019 Luis Iribarren

29.8.19

Tiempos para visitar Zaragoza con todo lujo de tranquilidad

La Zaragoza del verano, la del 2019, también merece ser visitada, vista con ojos de ensueño y ganas, saborearla en su Tubo o en sus varias opciones de cultura artística. Zaragoza es ARTE y tranquilidad. Y eso en estos tiempos de saturación es un pequeño lujo. Septiembre y octubre (junto a los clásicos de abril, mayo y junio) son los tiempos de la Zaragoza turística.

Cuando la FORD no vino a Zaragoza en 1973

Buscando por bibliotecas uno se encuentra restos de noticias viejas que resultas curiosas. Este boletín informativo aragonés es de mayo de 1973, que se conserva entre otros archivos en el del PCE. En el vemos una nota donde se comenta la NO llegada de la fábrica Ford a Zaragoza, que propició años después que llegara en compensación negociada la llegada de la GM. Las hemerotecas tienen memorias.

Democracia teocrática y reparto de nuevas (pero no) subvenciones por Aragón

La Diputación de Zaragoza es original en su línea de subvenciones y la de Huesca va más allá: a la polpa de la necesidad. Pero Zaragón IV tiene la GM y muchas empresas que pagan IAE, no como Teruel y Wesketa. El efecto demostración de la potencia es demoledor en canales de frontera.

Si te llamas Demis Roussos no es ninguna tontería: eres un ciudadano nacido para el ágora ágapimú. Pues te llamas hijo del pueblo como otro descendiente de anarquista va y se llama Floreal o Nardo, no digamos Germinal –ovoseminal, sería lo suyo-.

El colmo ya, no son comunes en Grecia los nombres de telenovela, que tus padres tuvieran la osadía de llamarte Demis Theodoros. Allí, lo habrían clavau como nombre pues significa: “El democristiano”. Voy, más allá, para muchos apóstoles y profetas de las concertadas o del engolamiento, tu nombre es el de “demócrata teocrático”.

No sé con qué espíritu —ni he leído las bases a fondo— se reparten las ayudas a entidades de la provincia de Zaragoza para conservación y difusión del patrimonio cultural, histórico o artístico, pero las recreaciones, actos religiosos y proyectos para la población fijada son los que abundan.

Recuperaciones de túnicas, renovación de estandartes, restauraciones de mantos con o sin interés, denominaciones de santos, invocaciones a cofradías son “proyectos” –palabra con origen ilustrado posterior a las santas reliquias barrocas- que parece que se reparten para contentar.

Es enormemente grosero que compartan dinero público y no del Banco Ambrosiano con recuperación de gigantes, con mejorar bodegas históricas como las preciosas de Borja –un paisaje cultural por sí mismo de disfrute demisrusioniano-, con poner en valor masías y trashumancia, con desarrollar softwares culturales de difusión, con poner el valor juderías, patrimonios fotográficos o hacer tutoriales sobre cultivo de cebollas en Fuentes.

Tenemos chinos, senegaleses, ecuatorianos e incluso italianos como Scariolo e islandeses como Hlinason, incluso japos como Kagawa que son cotizantes…

Plantearos qué proyectos e iniciativas de los enunciados entenderían que tienen interés general, el más difícil de encontrar de los intereses.

Totum revolutum.

Miedo me da llenar España.


29.08 Luis Iribarren

Números electorales del Cuarto Espacio de Zaragoza

Con la calma de los meses transcurridos no está de más realizar un análisis suave, sencillo, de los lugares donde cada partido político aragonés está mejor asentado. Solo vamos a señalar las divisiones de Aragón en cuatro bloques. La totalidad de la provincia de Teruel, de Huesca y los bloques de Zaragoza ciudad y Zaragoza provincia con y sin el peso de la capital, pues representa un dato interesante saber de qué manera se comporta electoralmente ese llamado Cuatro Espacio que representa la provincia de Zaragoza sin su capital.

Observamos claramente que el comportamiento del voto en la totalidad de la provincia de Zaragoza es muy similar en todos los partidos excepto en el PAR. Todos se mueven entre el 70 y el 80% del total de votos de cada formación en Aragón, excepto el PAR que supera por poco el 50%. Primera curiosidad conocida, pero remarcable.

Por si hay dudas, estos porcentajes nos muestran desde donde vienen los votos de cada partido político. Al PAR sus votantes le votan pocos en Zaragoza pero le votan mucho en Huesca y Teruel hasta alcanzar como en todos los casos su propio 100%.

En Zaragoza ciudad surgen ya muchos más cambios. Mientras que en el total de Zaragoza CHA e IU se comportaban de forma muy similar, vemos que en Zaragoza Ciudad CHA obtiene un 58,82% (la cifra más alta sobre su propio total) mientras que IU solo logra el 37,72% (la cifra más baja entre todos los partidos políticos). Como es lógico esto se invierte a la hora de ver el comportamiento en el Cuarto Espacio. Allí son los de IU los que casi dobla al voto porcentual de CHA. Mientras que en Zaragoza ciudad CHA logra tres veces más los votos de IU, en la provincia de Zaragoza se igualan en número de votos. El PAR sigue muy bajo en la provincia de Zaragoza.

Pero ese mismo PAR saca la cabeza claramente en las provincias de Teruel y Huesca. Sobre todo en Teruel. Donde por cierto CHA queda la última formación política en número de voto logrado.

Estos datos sirven para que cada formación política (que ya los han sacado ellos, por la cuenta que les trae) sepan donde están mejor asentados, donde hay que trabajar más y mejor. Lo malo es si en ese querer trabajar más y mejor, descuidan (poco o mucho) los lugares donde tienen números altos, pues estarán haciendo un pan como unas hostias. Frágil y sin sabor ni sustancia.

Y también debería servir para los partidos políticos para detectar en dónde se encuentran las fortalezas de los grandes y por qué no pierden nunca sus suelos electorales con la misma facilidad con los que los pierden los pequeños.

La Sanidad Pública de Aragón la tercera de España

Aragón es mucho mejor de lo que nos imaginamos. Y lo curioso es que esto resulta complicadísimo de hacerlo entender hacia nosotros mismos. Ayer mismo la Federación de Asociaciones para la Defensa de la Sanidad Pública presentó un documento sobre los servicios sanitarios públicos y Aragón ocupa la tercera posición por detrás de Navarra, País Vasco y por delante de Asturias.
Esto no quiere decir que sea un servicio óptimo, sino que es mejor que el de otros territorios. Tampoco que sea una casualidad pues llevamos seis años en el tercer puesto inamovible. El sistema se basa en puntuar servicios, prestaciones, camas por cada 1.000 habitantes, profesionales sanitarios, gastos sanitarios y de farmacia, pruebas médicas especialistas, valoración de los pacientes, etc.

Aragón con 96 puntos está algo por debajo de Navarra con 102 o País Vasco con 100. El máximo es 126 y el mínimo 31. Canarias por poner un ejemplo tiene 56 puntos y ha quedado en la última posición. Acompañando a Canarias pero algo mejor están Murcia, Andalucía y Cataluña en orden de peor a mejor, dentro de la lista de los últimos territorios en asistencia pública sanitaria.

No debemos alegrarnos en exceso, sino seguir cuidado el sistema, continuar exigiendo mejoras, presionar para que lo que sigue mal se logre mejorar. Desde dentro y desde fuera. Pero un detalla sí quiero añadir. Sin los profesionales médicos de Aragón y su profesionalidad y dedicación, este puesto no se lograría.

Teruel, Zaragoza y los ocasos que pueden traer amaneceres

Nos manda este atardecer zaragozano nuestro colaborador Luis Iribarren para advertirnos que hay que convivir con rasmia y a la expectativa de lo que pueda ser capaz Zaragoza y Aragón de lograr en el futuro, avisando que ocultarse es una nefasta práctica. Para rematar la imagen nuestro otro colaborador Jorge Marqueta advierte que un atardecer puede ser también un ocaso. Y nos deja entrever que lo que podemos creer que es hermoso puede ser el final de algo importante, que hay que estar siempre atentos a lo que viene cuando se apagan las luces.

Zaragoza se merece todo. Aragón se merece que lo mimen y lo cuiden, lo empujen hacia arriba. Pero es complicado entender esto. Y mucho más lograr que lo admitan.

Ayer mi hijo me dió una alegría. Podría haberse ido a trabajar al Reino Unido de Profesor, pero al final ha elegido TERUEL. Es el primer caso en este año que observo a un aragonés que en vez de irse “fuera” se queda “dentro”. 


Hace unas semanas hablaba de una casi hija que se nos iba a Huelva, o de varios aragoneses jóvenes que se iban repartidos por fuera de Aragón. El mío se va a Teruel, con dos… con muchas ganas y muy contento. “Hay pa too”.

28.8.19

La Zaragoza que buscan los turistas

La Zaragoza del turista es la que más se asemeja a otras ciudades del mundo occidental. Y en eso Zaragoza sale bastante bien parada, aunque no queramos valorarlo bien. Zaragoza es una ciudad comercial, de paseo, de sentarse y descansar, de visitar locales, de saborear. Y eso es en gran medida lo que simplemente busca el turista. Un poco de historia, algo de arte, mucho de paseo calmada, de verde, de gastronomía distinta y sin abusar, de emociones básicas, de seguridad.

Todavía Zaragoza no es una ciudad apabullante, saturada, incapaz de ser vista con calma. Sigue siendo una ciudad de contrastes, con un clima duo que tendríamos que entender y saber dominar con algunos cambios urbanos, una ciudad que merece la pena.

27.8.19

Pensamientos hasta el límite del olor a buxaquera

El norte occidental oscense se halla profundamente condicionado por ser ramal del Camino de Santiago. Miramos al oeste, más con la nueva comunicación a Pamplona en 40 minutos. Porque el Finisterre del Campo de Estrellas se vislumbra cada atardecer, nos ciega.

El río que da nombre a Aragón atraviesa esta falla por él creada y dirige sus aguas a Navarra, desembocando en el Ebro fuera de su condado matriz. Atravesando la segunda capital histórica de la Navarra montaraz, como es mi querida Sangüesa de Sos.

Sin embargo, los de mi parte de Canal seguimos subiendo a Jaca, somos el último bastión oscense –como lo fue histórico- de una frontera social más que política con Navarra (para algunos, corazón de Euskal-Herría , y si es así, Leyre-San Juan de la Peña marcan que su origen fue nuestro valle ancho).

Porque somos el bastión lingüístico, indumentario y también de la jota, como Ansó, en que aún hoy se pronuncia con acento aragonés-occitano, y no como en la Alta Zaragoza donde ya se entona casi roncalés, tienen prefijo 948 y pueden gozar por convenio de la sanidad y educación navarras. Que es como decir de la finesa e incluso mejor que la japonesa de base americana: la pública navarra, de ese Estado Confederado, mal y ranciamente llamado según memoria histórica: Comunidad Foral.

Sin embargo hoy he visto el amanecer, y el amanecer en el Pirineo como en la Canal de Berdún desde su centro es engañoso. Dada la orientación de la cordillera, noroeste-sureste, y de allí el cierzo pues es bastante paralela al Ebro, rara vez el sol sale por Canciás de Fiscal y el valle de Basa y el Oturia.

Así como la luna en general sí sale entre Oroel y San Juan de la Peña, dando lugar a singulares y dobles amaneceres, el sol viene de Francia y recorta los tres miles. El astro nos sale por Bigorra y la vía Tolosana. Es una preciosa metáfora.

El sol, solo hoy he sido consciente porque lo he saludado después de largos años desde el Puerto de Santa Bárbara, nos viene de la Occitania feudataria de la Corona de Aragón.

Esa molestia institucional que hace el paralelismo de la autodeterminación catalana con el proceso escocés absoluta y precisamente desnortada. El proceso tendría raigambre histórica únicamente liderado por Aragón –y resto de la Corona- en Europa: y sería en forma de retornar a una España asimétrica por confederación con Castilla y Navarra-Euskadi, esta última liderada por la primera y su presidenta de vinos de Cintruénigo.

Si queremos, con cierta movilidad institucional ultraperiférica para las islas, norte de África de charangas y concertinas y con el tema galaico-berciano-portugués. Por tratarse de una cultura poética que dio lugar a un reino independiente posterior a la quadrofenia Asturias-Castilla donde Cantabria-Navarra y Aragón-Ribargorza-Urgell-Vic-Barcelona.

No nos detenemos mucho en la Canal en los amaneceres y solo vemos uno de los cielos rojo-rosa-bermellón, nuestro cielo de extensión del fuero franco de Jaca a Estella y norte de Castilla, como primer derecho europeo. Mayor contribución que la negociación de Felipe González para la inclusión de España en la UE, a cambio de bases y GM sí. Esa que se llevó fuera de Aragón y de la que fuimos territorio a consumir, como somos frente de todas las contiendas periféricas y seremos de todos los molinos eólicos que se plantan en nuestro páramo ¿sin valor planificado?.

Como seremos depósito de los derechos de baterías aunque ya hemos devenido en Pigland y nuestra primera industria no vaya camino de ser el ¿cluster? del automóvil. Eso de que el coche eléctrico no contamina…

Los rosas y nubes pastel que horadaban y recortaban Peña Forca, las gargantas de Borau y Aísa, Corrada y la Pala de Ip esta mañana marcaban perfectamente de dónde nos vino el sueldo jaqués, los royos de Panticosa y Sallent, mi segundo apellido agudo que tengo que deletrear en Zaragoza, el románico lombardo y el que no –con aportaciones cimeras ajedrezadas-, los libros de autores incluso españoles impresos de tapadillo por ilustrados en Aquitania y pasada la lectura de contrabando (todo lo que no se consume en misa lo es), el queso dulce de oveja y el dinero para comprar las primeras bicicletas y relojes, para poner el tejau de loseta, ganado en las ciudades francesas de aqueras montanhas…

Goya en Burdeos, Pedro II Aragón en Muret y Servet en Ginebra son alta historia de Aragón. Les he visto esta mañana. Y luego he tomado café en la Ayerbe de los Urriés de los Pintanos, disfrutando hasta el límite del olor de buxaquera en aguazón. Dirigiéndome a la Zaragoza cuaternaria ilustrada.

26.08 Luis Iribarren

26.8.19

Zaragoza por Aragón 15 - Metropolitano. Zaragoza y el centro de Aragón

En la imagen de arriba podemos observar la zona alrededor del núcleo central de Aragón que se podría reformular alrededor de Zaragoza ciudad. Una idea tremenda y negativa para la inmensa mayoría de los aragoneses que creen/ven equivocadamente que Zaragoza roba ciudadanos al resto de Aragón, cuando en realidad estos aragoneses se van de sus localidades en total libertad y en la mayoría de los casos NO A ZARAGOZA sino bien a otras ciudades del Estado o a otros países.

No existe en España una ciudad que siendo similar en tamaño a Zaragoza tenga una zona metropolitana con tan pocos habitantes. No lo es ni Madrid, Barcelona, Valencia, Sevilla, Málaga, Bilbao, la Coruña, Málaga, el triángulo asturiano, etc.

Alrededor de Zaragoza ciudad nos parece un milagro el tamaño de Utebo con sus 18.000 habitantes. En la Sevilla Metropolitana hay 14 localidades mayores que Utebo. Y son 26 las localidades que tienen más de 10.000 habitantes. Y Andalucía no se queja de que sus habitantes se escapan a vivir a Sevilla despoblando Andalucía.

Zaragoza tiene que observar un radio de al menos 70 kilómetros a su alrededor para encontrar localidades que siendo pequeñas pueden ejercer una labor de tirón económico a través de sus ejes estratégicos. Excepto Utebo ninguna supera los 10.000 habitantes, y para encontrarlas nos tenemos que mover hasta Calatayud o Huesca.

Hay pues que trabajar a unas distancias excesivamente largas en comparación con otras ciudades de España, para lograr sinergias con localidades grandes, que apoyen la idea metropolitana de especialización productiva u optimización de recursos para mover economías productivas.

En los últimos 45 años mientras que Zaragoza ciudad ha crecido en habitantes un 41%, las localidades metropolitanas del Norte han crecido un 120% (más del doble que antes), las del Este un 100% (el doble), las del Sur un 700% (tienen ocho veces más de habitantes) y las del Oeste un 120% (más del doble). Un número importante en relación al crecimiento de Zaragoza ciudad, pero totalmente insuficiente. En Aragón en ese mismo periodo hemos crecido solo un 17% de habitantes.


Après ski, Aragón y Sierra Nevada by Lorca pero Morgan

Se anuncia en Canfranc una nueva instalación de ruptura de estacionalidad. Es oportuno ante el cambio climático ese que niegan, con menos nieve y, sobre todo, caída más irregularmente cada año.

En mi bal ancha sigue habiendo una tertulia de sabios abuelos conocedores del paisaje, que me ilustran de que regatos en invierno llevaban más agua que el caudal del río Aragón a su paso por la Canal de Berdún este verano. Determinados emplazamientos como Bagüés, imagino que incluso Alcalá de Gurrea… se erigieron al borde de barrancos de aguas constantes incluso en verano. Donde en el agosto más de mojarse tripa, llegaban a abrevar las caballerías.

Ahora, los jabalíes y corzos de los accidentes que enrronan los montes, hacen enormes desplazamientos y asustan, colisionan al bajar a beber por la noche a los pocos cauces con agua que perviven.

Así que iniciativas como la tirolina de Hoz, las excelentes rutas BTT de Sobrarbe o la televisiva vía ferrata de Sorrosal en Sobrarbe, la especialización gastronómica de la Bal de Benás, los viñedos y manzanos en altura, la trufa y el anunciado teleférico de Canfranc a Ip harán país en cualquier momento del año. Superarán la nieve-dependencia y hay una apuesta estratégica a realizar más allá de en Pirineos como escenario de Aramón.

Sierra Nevada es una estación especial, un santuario ecológico. A 50 kilómetros del mar y 30 de una gran y ubérrima ciudad y vega. Tiene más relación paisajística con el Monte Líbano, la estación de esquí del Monte Hermón en Israel, la que un loco inglés proyecta en Malawi –el Monte Kenia y el Kilimanjaro son Patrimonio de la Humanidad por generadores de leyendas e intocables, como el Fuji que tampoco tiene pistas-, o la curiosísima de Ifrane, cerca de Fez en el Atlas marroquí.

También es pariente este paisaje de Gúdar-Javalambre, donde en la primera se ha presentado iniciativa de pista sintética que será también un importante reclamo para iniciarse en verano.

La estación granadina es un balneario de nieve purísima de excelente calidad, con unas vistas propias del Moncayo. No es un escenario alpino. Por ello, ha sido pionera en après ski de antorchas engalanando el Mulhacén.

En verano organizan un reputadísimo festival denominado: “Sierra Nevada por Todo lo Alto” que llena de música desde hace 10 años el paisaje de alta montaña granadino en verano. Replica al invernal y de felicísimo nombre “Sun & Snow Festival”, tan descriptivo de la peculiariedad de la estación.

Como de Granada son Lagartija Nick, Lori Meyers, Los Planetas o Soleá (más que Estrella) Morente, entre muchos, el cartel nunca defrauda. Con que suban ellos solos ya llenan y ponen en el mapa a la sierra cantada por Lorca en verano.

Aire de Roma andaluza le doraba la cabeza donde su risa era un nardo de sal y de inteligencia. ¡Qué gran torero en la plaza! ¡Qué buen serrano en la sierra!

Extienden el efecto indie-flamenco de esa Zaragoza musical del sur, con tanto eco y buena prensa Babelia. Era muy inteligente programar. Este fin de semana tocarán mis muy apreciados Morgan, contraprogramación indie madrileña de los soberbios Love of Lesbian, de la Casetas barcelonesa.

Quién pudiera estar o supiera, bajo el recortable luz de luna de los volcanes que aprendimos de memoria como los más altos de la Península, que no de España... No descarto haceros una crónica en directo alguna vez en la vida.

21.08 Luis Iribarren

24.8.19

Los Hermanos Tonetti de la Zaragoza vieja de Los Pilares

Preparando (casi) ya Los Pilares, tal vez sea momento de recordarnos un poco y solo los que ya somos mayores del Circo Atlas de los Hermanos Tonetti que durante décadas eran fieles en la Zaragoza de los años 50 y 60. 

Payasos músicos eran una de las llamas festivas de los niños de aquellos años, cuando las Ferias se montaban en el Paseo Teruel o luego en la zona del actual Gómez Laguna, por donde está ahora el Hospital Clínico.

19.8.19

¿Hacia dónde va el turismo en Zaragoza ciudad?

El turismo cambia y cambian sus usos, sus formas, sus costes, la forma de llegar y quedarse. Y Zaragoza o Aragón no son ajenos a estos cambios. Cambia lo que busca el turista actual al llegar a su destino. Las motivaciones que le llevan a un lugar o a otro. La forma de hospedarse y la cantidad de economía personal que dedica a viajar. Cambian las procedencias de los turistas y con ello deben cambiar también las ofertas y los servicios que los propios destinos debemos entregar.

Es importante la forma de entrada del turismo. En Zaragoza el AVE ha logrado traer turistas con más facilidad desde Andalucía. Pero hay que ofrecerles algo que ellos no tengan. Por ejemplo a este tipo de turismo no le encaja La Aljafería, pero les puede entrar mucho mejor el mudéjar, el Pilar o Goya. Con los vuelos desde el aeropuerto, en clara bajada, nos entra un turismo internacional al que ofrecer gastronomía, arte, sociología europea del sur, historia.

Uno de los grandes retos del turismo de Zaragoza es lograr que estén como poco dos a tres días. Para ellos hay que definir rutas internas de entretenimiento diverso. Hay que ofrecer alternativas que atrapen al turista durante ese tiempo. Para dos días necesitamos al menos seis opciones diferente. Para tres días unas ocho opciones de rutas zaragozanas. ¿Somos capaces de diseñarlas y ofrecerlas a través de todos los lugares donde el turista accede?

Los hoteles saben que tienen en los apartamentos turísticos una competencia dura y en aumento. Hay pues que diseñar servicios añadidos, hay que mimar los ya ofrecidos, hay que observar los precios y analizarlos con cuidado. Hay que poner en más valor la relación personal de los profesionales de hostelería, para que ese valor añadido del hotel cobre más importancia.

Es importante seguir trabajando por abrir rutas hacia más países europeos, que lleven pero también que traigan. Y hay que diseñar opciones de entretenimiento para turistas, distintos, que trabajen el mundo de las emociones y las sensaciones, que explore opciones poco trabajadas pero que están funcionando en otros países como la arquitectura “diferente” las zonas verdes diseñadas para la tranquilidad, la cultura desde múltiples ópticas, la naturaleza diferente, el arte urbano.

18.8.19

Crónica románica majonensis 2019

Por experiencia vital propia, he llegado a la conclusión de que es cuando una comunidad, grupo, equipo de fútbol como el Ebro, de baloncesto, o asociación cultural… están a punto de fenecer cuando determinadas personas que no son nadie y que no conocen a casi nadie en comarcas y entornos políticos, pero sí gozan de capacidad profesional, interés del bueno y nulo interés crematístico pueden intervenir en organizar.

El resto de las instituciones y ayuntamientos que medio subsisten tienen en su gestión y digestión bastante de postureo politizado, de amigos hasta en el infierno, de laminación de las iniciativas individuales que proyecten esa sombra de capacidad que eclipse la de incapacidad de los políticos.

Pues saben desde que se presentan que pueden acceder a un estrato semiprofesional, el del hostelero metido a diputado provincial o presidenta de juventudes del partido con horas de vuelo. No intentan y perpetran comprar másteres con títulos deconstruídos por casualidad sino por causalidad.

En ese camino, se declaran una serie de años (como quien prepara una oposición más o menos) disponibles en todo momento hasta que medran y escalan, poniendo sonrisas de emoticono, al altar de los elegidos. En Aragón se empieza en el medio rural por consejero comarcal profesional.

Las jornadas de románico de Majones son un ejemplo de lo contrario. De cómo un núcleo de los pertenecientes a mi municipio Canal de Berdún se ha agrupado y superado sus problemas convivenciales, antes reducidos a cómo turnarse pues la solución debió ser salomónica por demasiada proximidad a Fargo para aprovechar la caza.

Ahora hay otra temática de presente y ensoñación de consenso, que a todos une, una metáfora bíblica: nada menos que la puesta en valor de su ejemplar iglesia románica.

Lo es no por calidad arquitectónica sino por singularidad, por estar repleta de guiños, signos y hendiduras en forma de cicatrices hechas por canteros con escasos conocimientos bíblicos pero sí esotéricos. Maestros que tallaron formas y ajedrezados de pueblo en pueblo de los que, salvo contadísimas excepciones, desconocemos todo menos su estilo cantero.

En este ejercicio, esta localidad defensiva de ramal del Camino de Santiago, ha vuelto a aprovechar las jornadas para, además de varias magníficas charlas, especialmente una sobre calendarios de piedra medievales (como la forma de las tumbas es uno de los principales patrimonios pétreos por desarrollar y conocer), hacer Majones.

Con un concierto de música barroca, con una merienda popular fuera de fiestas que son este fin de semana –de las de dúo o discomóvil y cena popular- pero, sobre todo, con una actividad divulgativa de la riqueza botánica de nuestro monte con salida de identificación de plantas a cargo de científico del Instituto Pirenaico de Ecología. Actividad sencilla, útil, práctica, que da felicidad, interactiva y a coste pequeño.

Además otra noche, han salido a ver e identificar el magnífico firmamento libre de contaminación de la Canal.

Me pregunto si estas magníficas pequeñas actividades organizadas por un motor barcelonés afincada en la Canal por origen y hay que nombrarla, la capaz Beatriz Francisoud, serían posibles en otro momento y municipios más grandes. Si no se pararía la actividad de asociaciones culturales al servicio del concejal y técnico de turno.

Son esos lugares de 30 casas los necesitados de vida en agosto, los que por casi desaparecidos más se resisten a su último suspiro, los que deberían liderar un replanteamiento del empadronamiento. Porque esas jornadas son el fundamento de que muchos emigrados con actividades diversas vuelvan a recoger plantas o setas o echar una mano desbrozando la iglesia en otros momentos del año.

Vamos, que crean grupos de whatsapp de los muy buenos. Para Aragón y la generación de actividades, vitales.

16.08 Luis Iribarren

¿Podría ser el Parque Macanaz un parque urbano totalmente distinto?

Cuando hablamos de parques útiles, de zonas verdes MUY utilizadas, podemos ver el uso que se hace a grandes parques en ciudades que han entendido los parques céntricos como mucho más que un espacio verde que hay que mantener aunque resulte caro.

Podríamos irnos a Barcelona, a Soria, a Madrid, a Berlín o Frankfurt, a New York o Londres y ver que los grandes parques céntricos de las grandes ciudades, son mucho más que espacios caros que hay que seguir manteniendo por obligación. 

Estas ciudades sin sus parques iconos no serán las mismas. Y sus ciudadanos vecinos admiran y cuidan sus parques, los usan y les dan unas utilizaciones que en ciudades como Zaragoza, con los grandes parques alejados de su centro urbano, no entendemos como fáciles.

Desde hacer muy diferente tipo de deporte a escuchar música. Desde tener dentro grandes zonas expositivas para ver arte a enormes monumentos y esculturas que les confieren calidad de visita. De tener pequeños mercados o grandes zonas de agua o espacios para pasear o decenas de lugares para estar tranquilamente en silencio.

Zaragoza tiene la mala suerte de tener sus grandes parques en las zonas exteriores de la ciudad e incluso de no haber sabido cuidar sus parques interiores hasta lograr que fueran pulmones verdes diseñados para su uso intensivo.

El Parque Bruil o el Parque Macanaz
son dos ejemplos de muy mal cuidado urbano. El Parque de Macanaz enfrente mismo del lugar donde más turistas se plantan a mirar Zaragoza, debería ser un espacio de abrazo a la margen izquierda, diseñado como decenas de parques importantes de todo el mundo, incluida España. ¿Ponemos como ejemplo a Murcia?

Macanaz es un espacio perfecto para crear un parque mediano en relieve y NO plano, con la osadía de un diseño adaptado al entorno de una orilla de gran río donde la seguridad debe ser diferente pero también los usos deben ser distintos. Hace más de un siglo estaba allí la Fuente de Neptuno por poner un ejemplo viejo. Hoy es un parque insípido.

Sobre el Parque Bruil poco que añadir a otras varias entradas. Yo me conformaría con que estuviera como nos lo entregaron a la ciudad.

De la Plaza de los Sitios mejor no soñar. Cualquier ciudad grande se las llevaría si pudiera con sus edificios públicos aledaños, algunos sin uso. 

Pero si se quiere podríamos hablar o insistir de la torpeza no resuelta de toda la pastilla de la calle Matilde Sangüesa que debería haberse convertido hace una década en una "ELE" verde frente al Ebro, la Seo y el Pilar, uniendo sus espacios sin uso al Parque de Macanaz y a la zona verde trasera del Balcón de San Lázaro hasta el Molino. 

En la imagen vemos en color verde claro la zona verde actual y en color verde oscuro la idea que planteó CHA Zaragoza (revitalizando solares públicos algunos sin uso, otros verdes discontinuos o aparcamientos públicos, incluida la Estación del Norte y un pequeño edificio de Hacienda) hace unos seis años y que nunca fue tomada en consideración por el Ayuntamiento. 

Era una idea sencilla, con muy poco coste, pero que abría la posibilidad de convertir toda esa zona en un referente verde urbano y céntrico, a poco que los tiempos económicos hubiera mejorado. Se presentó al tejido social y político, y aunque aplaudido nunca se tuvo en consideración.

17.8.19

Zaragoza por Aragón 14 - El futuro de Zaragoza se escribe en peatón

A poco que visitamos otras ciudades cercanas, en España o en Europa, vemos que caminar, andar en bicicleta y tener un mejor acceso al transporte público ya no es un problema en estas ciudades, de políticos novedosos o de grupos municipales a los que se llaman “Sostenibles o Verdes” casi con un peyorativo tono de molestia o de reconocimiento, según quien lo diga.

No, hoy el problema de la contaminación y la saturación del vehículo privado en las ciudades, y por no hacer caso antes, es un problema de todas las urbes de más de 500.000 habitantes, con edificios altos y densos, tengan o no industria pesada cerca, y con unos condicionantes de aire en movimiento entre normal y escaso.

Los días de cierzo Zaragoza se escapa del problema, pero los días de niebla o sin viento somos ya una ciudad peligrosa, sobre todo en ciertas zonas de la ciudad donde la densidad de tráfico es alto y los edificios altos y cerrados no dejan entrar el poco aire que se mueve en determinados días.

¿Debemos hacer algo más que mirarnos los unos a los otros y sonreír? Estamos hablando de más problemas cardiovasculares, de más gravedad en los problemas de las personas de Zaragoza que esos días acuden a las Urgencias, y de una pérdida de vida por contaminación estimulada en unos 14 meses de nuestra vida. Lo importante es saberlo y luego decidir. Lo que queramos decidir.

Hay que tomarse muy en serio el uso de los transportes públicos, que debemos además exigir que cada día sean más eléctricos o híbridos, hay que regular el uso de la bicicleta y métodos personales eléctricos de movilidad, y hay que caminar más sobre nuestros barrios como una muy buena opción. ¿Es necesario ir a comprar con el coche a 14 km de distancia, o es necesario exigir que se cuide más el comercio de proximidad?

Veamos algunas sugerencias copiadas de normas de ciuculación en ciudades alemanas y sudamericanas (recopiladas), muy similares en todas las ciudades de nuestro tamaño:

1. Implementar objetivos firmes para crear infraestructuras urbanas que tengan más en cuenta a los peatones, con más seguridad y control de la velocidad bajando su velocidad a 20/30 km hora en las calles de uno o dos carriles.

2. Informar constantemente de los impactos beneficiosos para la salud del cambio de modo de transporte, para que tomemos conciencia de la importancia de estos cambios. Y de cómo está aumentando el problema de salud en los últimos años.

3. Evaluar, promover y respaldar activamente el impacto positivo del turismo sostenible en la mejora de las oportunidades para caminar y andar en bicicleta, creando espacios verdes dentro de las ciudades. Hay que cambiar el concepto de cinturones verdes por el de pulmones e islas verdes.

4. Ordenar el urbanismo para promocionar el uso del transporte público, bicicletas, patines y peatones.

5. Implementar ayudas al comercio y servicios de proximidad para evitar que los ciudadanos se tengan que trasladar excesivas distancias para efectuar compras o servicios.

6. Crear Caminos Escolares para asegurar que nuestros niños puedan caminar y/o moverse en bicicleta hasta la escuela con más frecuencia y de manera mucho más segura.

7. Crear zonas de aparcamientos disuasorios en las entradas a los barrios, para evitar que los vehículos privados circulen por su interior. Ampliar el servicio de estacionamiento controlado y de pago en los interiores de los barrios y revertir las recaudaciones en mejoras de esos mismos barrios. Seguir trabajando en las Super Manzanas, con los cambios necesarios según se modifican necesidades.

8. Peatonalizar centros urbanos, zonas de barrios que se deben convertir en "centros" comerciales o de descanso, implementar "cota cero" en muchas más calles, dar a conocer las ventajas de las peatonalizaciones a los comerciantes, trabajar mucho más en la creación de "zonas de relación, descanso, tranquilidad, en todos los barrios con pequeñas plazas verdes, cerradas, con servicios, limpias, con seguridad, con incluso silencio con un diseño adecuado.

16.8.19

Las palomas se refugian en las islas del Ebro. Es una señal

Zaragoza cada vez tiene a menos gente que la escriba. Parece que sí, pero en pluralidad es que no. Toca ahora admitir que se quiere imponer el silencio, la calma, la inanición. Es lógico por otra parte. El Silencio de los Corderos va bien a quien le va bien. Las palomas se refugian en las islas del Ebro, fuera de la mirada de los zaragozanos, de los que ya no se fían. Es una señal.

Hemos entrado en los años del NO. NO al tranvía, a la peatonalización pendiente, a la Cota Cero, a sacar los coches de las calles, no a todo lo que pueda oler a progresía. Y en cambio SÍ a reunirse con los obispos o con el Real Zaragoza, que ya tiene bemoles que los tenga que incluir en el mismo párrafo.

Los enemigos de Zaragoza son todos zaragozanos, lo cual es una gran desventaja pues conocen bien las cloacas de la ciudad. Los vecinos que van creciendo simplemente hacen lo que deben. Se nos separan, nos van ganando pero es porque nosotros nos quedamos atrás.

Menos mal que nuestra Universidad ha logrado estar entre las 500 mejores en la reconocida Lista de Shanghái pero no por sus méritos sino por tener esta vez entre sus investigadores al nutricionista Luis Alberto Moreno.

Lo importante son las personas, el trabajo de las personas, el saber confiar el mundo de las ideas a los que de verdad quieren innovar y trabajar duro por el lugar sobre el que se asientan. El día que este investigador se vaya de la Universidad de Zaragoza volveremos a caer. No aprenderemos nunca. Felicidades Luis Alberto.

15.8.19

¿En qué barrio muy conocido de Zaragoza está este mural?

Este mural de cerámica está en una calle muy conocida de Zaragoza. A veces jugamos con pequeños pasatiempos en este blog, lanzando pequeños retos que para los vecinos de la zona son simples pero para muchos zaragozanos no tanto.

Este mural lleva décadas en el mismo lugar y se conserva muy bien, a la altura de los transeúntes. Es de esos (casi) milagros urbanos que demuestran dos cosas. O que es respetado por sus muchos años o que pasa desapercibido. Estamos hablando de un mural de unos tres metros de largo.

¿En qué calle está? ¿En qué barrio muy conocido de Zaragoza?

Turistas zaragozanos muy naturales, bañándose en el Ebro

También estos son turistas zaragozanos, decenas y decenas, centenares de aves pasan por nuestros cielos todos los días buscando lugares más cómodos según las temporadas del año. Vienen (casi) siempre de una misma dirección, desde la zona de los Pirineos, desde el Nordeste hacia el Sur y el Sudeste. Todo un espectáculo de tarde que no siempre conocemos bien.

Sondeo curioso sobre el alcalde de Zaragoza

Este sondeo es de mayo de 2019, faltaban 10 días para acudir a votar. Parece imposible el resultado que nos muestra, pues siendo de El Periódico de Aragón y con un total de 2.638 votos, que entendamos la realidad. 

Fijémonos en los resultados que nos presentaba el periódico para admitir que las personas que finalmente votaron no son los que leen los periódicos y ni mucho menos los que votan en los sondeos de los mismos. Lloremos si es necesario, pero como poco preocupémonos de lo que se puede ver en este sondeo.

Tal vez sirvan para lo que sirven, es decir, para engañarnos todos a una, para dejarnos engañar en el mismo momento. Casi dan las mismas posibilidades a Carmelo Asensio de CHA (que no logró ser ni concejal y hoy trabajando donde trabajaba hace 8 años) y a un Azcón del PP hoy Alcalde de Zaragoza.

Me da a mi que los sondeos y las encuestas las carga el diablo y que tiene mucha más importancia de lo que parece, y no son precisamente la de mostrarnos qué piensan los ciudadanos, sino qué deben pensar a partir de leer los sondeos.

13.8.19

Zaragoza por Aragón 13 - El tranvía de Zaragoza y su NO futuro

La decisión del PP y Ciudadanos en Zaragoza, dando carpetazo definitivo a la segunda línea del tranvía, por esperada no deja de producir pena y desconcierto. La incapacidad del PSOE, de ZEC, y ahora del PP, asombra y preocupa en una ciudad como Zaragoza, grande y pequeña a la vez.

Zaragoza SI debería tener YA una Segunda Línea de tranvía, sobre todo porque tener una sola es la mayor idiotez en diseño urbano que se pueda decidir. Aunque ya sé que en Sevilla también tienen una sola y es un juguete. Por ello apostaron por el Metro. Pero… ¿sabemos por qué se está trabajando en Metro de Sevilla? Pues porque el Gobierno de Andalucía apostó por el Metro en Sevilla.
En Zaragoza NADIE ha sabido ponerse a trabajar con la DGA para lograr un servicio de tranvías diseñado para toda la ciudad de Zaragoza. Y aquí hay que añadir como responsables de la NO acción también a CHA desde el Gobierno de Aragón, compensado eso sí por el buen trabajo de CHA en el Ayuntamiento de Zaragoza.
Es verdad que los zaragozanos NO QUIEREN al tranvía. O parecen no querer más tranvía aunque lo valores muy positivamente. En el ayuntamiento de Zaragoza han ganado los que estaban en contra del tranvía y han perdido lo que estaban a favor como CHA. La pregunta sería… ¿debería la ciudad atender a esa nota de rechazo de la mayoría o pensar más en el futuro de la ciudad?

Porque los ciudadanos votan y eso sin duda, auspiciados por mensajes interesados. No es que los ciudadanos voten sin saber qué votan. Es que la maquinaria de manipulación social es tan inmensa que mueve voluntades en un número suficiente como para que sea SI o NO. Y lo saben bien los que trabajan en eso.

Zaragoza no tendrá un tranvía como necesita. Y sin duda además, hoy ya en 2019 es incluso una decisión lógica el abandonar definitivamente esa idea, mal nacida, mal proyectada, muy mal negociada. 


Cualquier intento por revivir una segunda línea nos llevaría como poco a 2030 como fecha más cercana y eso si se aprovechan los proyectos hoy diseñados, que lo lógico sería actualizarlos para esa fecha pues la propia ciudad se mueve.

¿Qué sentido tiene una sola línea de tranvía cruzando toda Zaragoza, incluso molestando en algunos tramos a cualquier otra forma de modificar el actual trazado del bus urbano? Optamos en su momento por cambiar las líneas de bus urbano más rentables por un sistema de tranvía que ha empobrecido la rentabilidad del bus. Y ahora ponemos al Norte y al Suroeste comunicado, pero dejamos al albur de “otro” sistema de transporte urbano todo el resto de Zaragoza. ¿Eso es inteligencia urbana?

Se dice que 230 millones de la obra para la segunda línea es inasumible por el Ayuntamiento. Y ES VERDAD. En eso tiene razón el PP y Ciudadanos… pero no tienen arrestos para ir más allá de ese dato, porque no les interesa mover ficha. 

Es inasumible para el Ayuntamiento, pero no lo es para el Gobierno de Aragón, con ayudas del Gobierno Central y de Europa. Nada nuevo, porque son sistemas que utilizan las grandes ciudades. Si fuimos capaces de hacer la Expo 2008 ¿no somos capaces ahora de hacer un sistema de transporte urbano válido?

El Plan de Acompañamiento de la Expo llevaron unas inversiones a Zaragoza que alcanzaron los 2.500 millones de euros en tan solo tres años. Y las obras del recinto sobre los 625 millones, más casi otros 300 millones de gastos en el recinto ya construido. Por cierto, cuantas complejas de comprobar. Dicen que el Pabellón Puente costó casi 90 millones y la Torre del Agua casi 55 millones. Por poner sobre la mesa algunas cifras que indican que cuando se quiere, se puede.

Pero si el cambio de decisión política es apoyar definitivamente otro sistema mejorado de bus urbano, que se haga y con urgencia. Hay posibilidades de hacerlo bien… pero estamos muy acostumbrados a que en Zaragoza nunca seamos capaces de hacer definitivamente algo a la altura de Europa.

Por cierto… cuanto costará la reforma de La Romareda?