30.11.21

Aragoneses. Octavio Serret de Vall de Roures


Pensaba que estaba cerrada su iba a decir: librería, pero allí me colé, en su fiesta me planté. Ahora Octavio Serret vende también vino y productos delicatesen de su Matarranya y de la Terra Alta. Pero mantiene su selección literaria con abundantes guías y monografías de Prames, y una sección de literatura especializada y emotiva sobre la guerra civil única, que convierten a su rincón en las cuatro esquinas de Vall de Roures (Valderrobres) en un escenario que podría haber elegido Isabel Coixet para su magnífica película “La Librería”, grabada cerca de Belfast.

Abierto a todos los vientos. Para todos los que amamos los libros, en conexión afortunada con la raíz de garnacha.

Dice la Coixet, como sucede con las aventuras en que se mete Serret, que en sus películas los escenarios importan. Que no es casual, pensemos que en ninguna lo es, dónde se lee o dónde se rema.

Sucede que la comarca del polifacético librero está especializada en ser escenario de zona roja, de Carmelas y libertarias. Parece que no se relacione a esa tierra de oliveras y viñas milenarias con el remanso de paisaje lúcido humanizado que es. Porque todos empezamos por los muertos, que parece lo único que tengamos.

En un viaje de ida y vuelta, incapaz tras la pandemia de vivir el presente, visité el final del Ebro para, desde el presente y lo que se ha escrito sobre él, regresar al sabor de las naranjas en sazón, al olor de la jotas en catalán del Delta, al color del café de casino en els Ports, al tacto de las hojas de garnacha peluda de otoño. En un peregrinaje del todo compartido hacia la literatura de Cercas.

Octavio Serret no viene, aun siendo aragonés catalanoparlante, de mi mismo mundo. El Aragón oriental movía dinero y la vida no fue tan primitiva, difícil y neolítica como donde no llega el bochorno de sal. Nos une que en nuestras respectivas comarcas sí sucedía que no se encontraba lo que uno se quisiera comprar y con un poco de suerte sí podías tener cerca una Jaca con un comercio de tres plantas en que pegar las narices al cristal helau viendo juguetes.

De allí que su viaje sea tan poético, al alcance los bienes materiales o cuando la comida nos ha salido a casi todos por las orejas, él ha pasado a vender alma pasada por manos y ojos. A poner una pica del mejor Aragón con retrogusto a melocotón con vino. Pensaba que lo había concluido y para mí se habría derrumbado para siempre la mitad de Valderrobres, que no me interesa como escenario como me pasa con Alquézar si no hay cabalgadas de caballeros y amazonas andantes.

Como proviene de una familia y comarca que ya movían antes el dinero, de gen comerciante, no se trata Octavio de alguien que se deje la vida tratando de entrar a ningún recinto amurallado, que tenga vedado el ascenso social. Pero sí habrá experimentado como su sociedad, el vaciamiento, la falta de nacimientos y venta de libros escolares, ha cambiado con más rapidez en pocos años que nosotros y nuestras administraciones. Pero se ha mantenido como un líder silencioso sin cáscara amarga en ese tránsito.

Te escribo a sabiendas que es imposible mencionarte como hablar de la manera en que utiliza dichos que son mitos mi propia madre, sin cometer un cierto grado de traición.

Pero crear y conservar esta relación entre nosotros, que distamos casi un día en llegar con 90 caballos de pueblo a pueblo, es mantener mi condición de aragonés sin que dependa de que mi madre se muera. Porque para mí,  Aragón es mi madre y su entorno de conversación entre guiñote y mezquindad.

Ninguno de nosotros dos somos aragoneses estandarizados, ni que pretendan ser nobles, ni que se impongan en argumentación en volumen. Vuestro vino, almendras y pan son indiscutiblemente mejores, aún tienen sabor.

Me eduqué en el amor por Aragón cuando era casi niño, amamantado por la generación de mi pueblo diez años mayor, Andalán y el grupo de Labordeta. Pero me he salido mentalmente y me he ido. Soy apátrida dentro.

Ahora que soy hombre de gustos y posibles, encuentros como el tuyo me ha devuelto a mi mundo de Berdún en que una persona llamaba o atravesaba una puerta abierta y le abrían o atendían para ensanchar la vida, para oír, contar y celebrar nuevas historias. Para renovar el catálogo de la vida sin necesidad de viernes negros.

Esa puerta abierta no solo estuvo para nosotros los que la visitamos hace dos domingos, la tenéis en Valderrobles todos los que necesitéis sentir que no solo vuestra madre o vuestra compañera o compañero de vida, trabajo o lo que elijáis es vuestra patria.

30.11.2021 Luis Iribarren

¿Juegos Olímpicos de Invierno en Aragón? ¿Sí o no?


Está sobre la mesa la posible presentación de una candidatura conjunta de Aragón con Cataluña para unos Juegos Olímpicos en el Invierno del año 2030. Nada nuevo, en teoría. Pero ni todos los aragoneses piensan lo mismo, ni todos loa partidos políticos piensan igual, ni todos los responsables de esos mismos partidos políticos piensan lo mismo que sus dirigentes, aunque como debe ser, acaten sus directrices, que para eso han sido elegidos los unos y NO elegidos los otros.

A Aragón le cuesta mucho lograr Grandes Eventos, nos surgió por casualidad la Expo 2008, con reticencias y quejas, con oposiciones y malos resultados finales a la vista del panorama actual, y eso volvió a repetirse con Expo Paisajes y con cualquier cosa que se nos vaya acercando. Incluso fuimos bastantes reticentes a que se instalara la GM en su momento. Es nuestro ADN, triste y complejo.

Ante estas desavenencias que parecen venir de las cuevas prehistóricas, poco podríamos decir, o más bien, nada deberíamos decir excepto aguantarnos. O lo que pasa es que estamos en las puertas de que se repartan desde Madrid algunas Oficinas Técnicas importantes, incluso podría estar sobre la mesa a medio plazo que se pudieran repartir Ministerios Menores en zonas del interior, y Aragón parece un lugar excelente.

Pero nos opondremos, seguro, a que nos monten algo con sustancia. No, no sabría explicar bien los motivos. Casi lo mejor sería callarme para no provocar.

Con la nieve del Pirineo y sus posibles Juegos Olímpicos se pueden hacer muchas cosas o ninguna. Lo que ya parece imparable es que en pocos años la cantidad de nieve será menor y el sabor de unos Pirineos de invierno va a decaer. Incluso solo de pensar que hemos estado a punto de que no abriera Candanchú es un ejemplo de lo débiles que son las cuerdas que sujetan nuestro activo turístico de invierno. No hablamos de en manos de quién están esos hilos.

Así que es nuestra última ocasión para reflexionar sobre nuestros Pirineos, que es un Gran Activo y no un espacio para los que ya NO habitan en su interior. Trabajar por el NO es muy complicado de vender a la sociedad, pero en eso estamos. Y nos viene de maravilla que Cataluña quiera zancadillear a Aragón, para así tener más excusas.

¿Juegos Olímpicos en Aragón NO, sin saber de qué estamos hablando? Yo no soy capaz de decir que SI si antes no se me explica de qué, para qué, y con qué tamaño. Pero de entrada me sentaría a escuchar, a colaborar en su estudio, a estar dentro para repasar si se hace lo correcto o si nos queremos pasar de frenada.

Yo quiero un Aragón potente, capaz y autosuficiente en cada vez mas medida. Quiero un Aragón muy cuidado, y para eso nada como estar dentro de los espacios en donde se habla de modificar Aragón. Así que yo, SÍ, de entrada estaría dentro de todos los lugares en donde se habla o negocia una posible candidaturas a los Juegos Olímpicos de Invierno.

Julio M. Puente Mateo (Ajovín)

Zaragoza y Aragón se dan la mano. Más vale tarde que nunca


Que el Gobierno de Aragón se acuerde de que existe una Gran Ciudad en Aragón en donde viven más del 50% de aragoneses es todo un detalle, que nunca es (muy) tarde si la dicha es buena. Durante décadas, excesivos años, Zaragoza era la idiota mala en Aragón, aunque el resto de aragoneses se haya repetido para engañarse que Zaragoza era la Madrastra. 

Ni Zaragoza podría ser nada sin Aragón pues la competencia para ningunearnos es tremenda desde nuestros vecinos, ni Aragón sería nada sin Zaragoza, dentro de un espacio geográfico marcado por el vacío y el desierto a manchas. 

Pero esta sensación de entender que la Capital es el Enemigo es ya muy vieja, y se comparte en otras zonas. Oviedo y Gijón, Pontevedra y Vigo, León y Valladolid son ejemplos fáciles, pero ninguno como que sean las localidades menores las que odien a su Capital única, si acaso a su ciudad vecina que es más grande.

¿Por qué no han existido arrestos suficientes para decir desde el primer día quien es el Presidente de la Comarca Central de Aragón, a la que pertenece la ciudad de Zaragoza con sus 700.000 habitantes, léase problemas?

Pero al final la DGA se ha avenido a sentarse con la Ciudad de Zaragoza, con su Alcalde Azcón al frente, tras numerosos alcaldes zaragozanos que NO eran recibidos por el Gobierno de Aragón, cada uno sabrá los motivos.

¿Es suficiente 20 millones anuales? Pues depende. Quedan muchos flecos importantes que no se quisieron sacar, como la deuda del tranvía, el Recinto Expo, los Cercanías, etc. Asuntos de gran calado y coste. Pero abrir las puertas del diálogo siempre es bueno. 

Lo curioso es que haya sido mucho más sencillo desde un Gobierno de Aragón de Izquierdas, hacerlo con un alcalde del PP que con un alcalde de izquierdas. Nada que objetar por mi parte, pero la curiosidad queda en el cajón de las “cositas”. 

Hay que sumar a esos 20 millones, otros 8 millones por el Fondo de Capitalidad. Y algunos flecos que se irán abriendo poco a poco.

Pero si nos fijamos en la relación que mantienen con sus capitales los Gobiernos de la Comunidad Valenciana, Cataluña, Andalucía, etc. sobre todo en sus fondos para transportes urbanos de sus capitales, veríamos que salimos perdiendo por goleada. Por eso modificar la Financiación Autonómica es fundamental.

La Ley de Régimen Especial del Municipio de Zaragoza (conocida como Ley de Capitalidad) regula el Convenio Económico Bilateral de Financiación entre Gobierno de Aragón y Zaragoza Capital, a través del que se fijan las asignaciones para el desarrollo y gestión de las distintas actividades relativas a las competencias atribuidas al Ayuntamiento de la capital aragonesa por dicha norma.

Queda mucho trabajo por delante para normalizar las relaciones, para optimizarlas, para lograr que Aragón se aúpe sobre Zaragoza para levantarse. Aragón necesita ser una voz potente y no dividida ante Madrid y ante sus vecinos. 



Y para eso no caben medias relaciones entre la DGA y Zaragoza. Sobre todo cuando algunos partidos políticos aragoneses (más de tres) están viendo que afianzarse solo en el Aragón Rural se les va a escapar como granero, pues para eso ya se está formulando nuevas organizaciones políticas que se irán llevando hacia ellos el dolor del abandono o de la gestión muy clientelista pero mal realizada con los problemas reales del Aragón Vaciado.

Julio M. Puente Mateo (Ajovin)


29.11.21

Pasarela torcida, en la Zaragoza derecha


Nuestro corresponsal del Mundo Mundial, Luis Iribarren, nos manda entre música y libros esta imagen que siendo de Zaragoza bien podría ser de cualquier lugar oriental del mundo curioso. Es un Puente Deconstruido como se hacían las tortillas de patatas en aquel restaurante escondido en una cala de Gerona. Parece tortilla… perdón puente…, pero no lo es, en cambio es una pasarela torcida que sirve para comunicar dos barrios muy conocidos de Zaragoza. 

Zaragoza y Aragón, necesitan personas de más altura


Reflexionando sobre vuestro futuro en Zaragoza, el futuro de una Zaragoza que yo ya no veré, me encuentro apuntes y documentos de amigos que ya hace 20 años hablaban de lo mismo y que no tuvieron el eco necesario para crear y creer en esa Gran Zaragoza Metropolitana y en ese Aragón imprescindible para solventar los problemas de huída, de abandono o despoblación que ahora todos llevamos de boca en boca, no siempre acertando en los diagnósticos.

Zaragoza podría ser, debería ser, tendría que haber sido el Eje de un Suroeste de Europa Interior, como centro de una enorme extensión de terreno geográfico, y de un gran número de ciudadanos europeos que no siempre tienen que mirar al mar para sentirse arropados de un futuro mejor.

Desde Valencia a Barcelona, desde Madrid a Bilbao, sin olvidarnos para nada de Toulouse o Nimes, Pamplona o PauVitoria o Soria, Albi o incluso Burdeos, Zaragoza es el Centro de todo ese espacio cultural, histórico, económico, geográfico, europeo.

Pero claro, que somos incapaces de crear una estructura para poner a Huesca en unos Cercanías con Zaragoza, incapaces de Conectar Tudela con Gallur y Zaragoza en esos mismos Cercanías o de llevar los Cercanías de Valencia hasta Teruel por pocos kilómetros, o de acercarnos a Lérida no se nos vaya a contagiar el catalanismo, pues hablar de Toulouse como ciudad cercana nos suena a imposible.

Cuando yo era niño el pueblo de mi familia en Soria cerca de Valladolid estaba más lejos de Zaragoza en horas lo que hoy está New York de Madrid. Mucho más lejos de lo que está Bruselas de Zaragoza. Los tiempos cambian, y hablar hoy de lo cerca que está Nimes o Madrid es lógico. Y por eso hay que entender que en el siglo XXI las distancias se miden en ideas, en ganas de pensar y trabajar de forma conjunta. Se medien en capacidades, y no tanto en dinero.

¿Es muy caro ampliar el Cercanías de Barracas a Teruel? ¿De Huesca a Zaragoza? Pues no, lo más caro de todo es NO HACERLO

Ninguna empresa del mundo mundial se monta para ganar dinero el primer año, excepto que sean un listillo. Todas las empresas se crean debiendo dienro o utilizando dinero ahorrado, admitiendo que durante un buen tiempo vas a perder dinero, pues se trata de asentarte y tener beneficios a medio plazo. 

Pero en la política actual nos creemos que lo que no se puede inaugurar unos meses antes de las próximas elecciones, y para salir en la foto, no merece ni pensarlo

Pero me voy a comprometer a sacar este tema y rascarlo un poco, para ver hasta dónde me lleva. Y lo compartiré. En estos tiempos en los que incluso se permiten pagar anuncios en televisión para apoyar el Corredor del Mediterráneo, diciendo verdades disfrazadas, es bueno, sería bueno, que Aragón se levante un poco más, y para ello necesitamos que los más altos de los aragoneses se pongan de pie para que se les vea desde lejos. Si permanecemos agachados, jodidos estamos.

Julio M. Puente Mateo (Ajovín)



25.11.21

El poder de los medios de comunicación y su capacidad


El titular es escandaloso tirando hacia el amarillismo tremebundo que busca mentir diciendo la verdad, aunque no se note mucho, pues está disimulado. La capacidad de un titular de explicar a su modo (y sin inmutar el rostro) una verdad a su gusto es tremendo, así que su poder también, para mover ficha hacia donde ellos quieran.

Teruel Existe votará "lo mismo" que ERC y Bildu ante los Presupuestos de España. Y si vota "con" lo hará también con los regionalistas cántabros, con el PNV, con Podemos o con el PSOE, por poner algunos ejemplos, aunque hay más.

El titular diría lo mismo pero se entendería muy diferente si dijera: 

"Teruel Existe votará con PSOE y Podemos a favor del Presupuesto del Estado para el próximo año"




Tres patas para Zaragoza y Aragón. Romareda, Recinto Expo, Transporte Urbano e Interurbano

Se muestran claramente las diferencias entre Lambán y Azcón, entre Aragón y Zaragoza, entre el PSOE y el PP en dos temas claramente fundamentales para impulsar una Zaragoza del Futuro. El futuro del recinto de la Expo y el cambio o no del campo de fútbol que utiliza el Real Zaragoza. Es una pena que no se incluya una tercera pata a estas interesantes reflexiones entre "los jefes" y que sería poner sobre la mesa todo el sistema de transporte urbano e interurbano en todo Aragón, como otro tema del que se debería hablar mucho más. Veamos las tres patitas por separado, desde mi punto de vista.

La conversión / construcción de viviendas en el Recinto Expo no es sencilla, no es posiblemente lo más eficaz para Zaragoza y sus barrios "viejos", pero en cambio sí es lo más lógico para el propio Recinto Expo, hoy enfermo de silencio en excesivas zonas y espacios. Algo importante hay que hacer, modificar, cambiar, y podría ser este asunto el que definitivamente pusiera el Recinto Expo de Zaragoza en el camino de la vida del Siglo XXI. Apostaría por un "nuevo" barrio residencial pero con conceptos innovadores, novedosos, distintos incluso arquitectónicamente. Ejemplos donde copiar hay muchos por Europa. Y recordaría siempre que Las Fuentes, San José y Delicias necesitan mil horas de reflexiones, o tendremos un problema grave en una o dos décadas.

Sobre la Romareda u otra ubicación, seamos sinceros, creo que ya está definido el lugar nuevo para su construcción, no se dice pero se sabe y se admite en despachos pequeños y grandes, e intentar "no meneala y no enmendala" es un error. La idea de una Romareda nueva y de gran calidad que presentó CHA en 2004 era literalmente EXCELENTE y barato, pero nadie creyó en ello, incluso el PAR sometió el proyecto al hundimiento judicial, para que no existiera dudas. Pero el 2004 no es el 2021, y ahora hay que mirar el tema desde diferentes ópticas, aunque haya que dar la razón a quien puso zancadillas, y no me refiero al PAR sino por ejemplo al PSOE.

Vega, va, acepto el campo de fútbol fuera de la Romareda, pero… ojo, a cambio exijo varias modificaciones mentales. 

1/ Sí, lo acepto, pero instalar el nuevo campo de fútbol en Las Fuentes o San José para que sirve de revulsivo a la rehabilitación de estas zonas. Esto es fácil ¿verdad, señores poderosos? Os lo pongo a huevo.

2/ Que sea un diseño acorde al Siglo XXI y que lleve aparejado una reforma de accesos y de servicios deportivos públicos y privados en toda esa zona; que no sea un simple campo para un equipo, sino un espacio deportivo abierto a la ciudad.

3/ Que en su financiación entre la DGA, el Ayuntamiento, la Federación de fútbol, alguna empresa privada  e incluso Fondos Europeos de ayuda al Deporte de Base. 

4/ Que no sea solo un campo para un equipo determinado, excepto que pague un alquiler suficiente. 

5/ Que se vea toda esta zona rodeada de un "nuevo" Parque Verde, con integración o no de servicios de Huerta Urbana, con el diseño de un recorrido de campo para carreras de medio fondo, para running, bicicletas, medias maratones, etc. con servicios públicos añadidos para deporte de mantenimiento, deportes de salud.

Y por último quiero incluir la Tercera Pata de la que no se habla nada, y que nos debería dar para pensar y algo de vergüenza. Los transportes que vertebraran de verdad Aragón.

1/ El Cercanías debe moverse hasta Huesca, Tudela, Cariñena o Calatayud, sin olvidarme de otras posibilidades. Hay que reticular mucho mejor estos servicios, y admitiendo que parece imposible, hay que reflexionar de cara al 2030 como meta más cercana. ¿Ponemos 2050 o nos parece ya muy lejos? Sí, mejor 2030.

2/ Hay que acercar más Teruel hacia Valencia tirando de sus propios Cercanías.

3/ Hay que lograr una comunicación mucho mejor Teruel - Zaragoza - Huesca y al revés.

4/ Hay que repensar la movilidad con Borja y Tarazona, incluso pensando en ir hacia Soria.

5/ Hay que rediseñar todo el Transporte Urbano de Zaragoza, y aquí me voy a poner muy serio que algo conozco del tema. Sin que entre nadie a las reflexiones y diseños con criterios de "mi espacio" ni de "mi yo". Tiene que ser un proyecto diseño de Ciudad, incluso de Área Metropolitana. Los barrios deben opinar, criticar, pero no deben tener una mirada cerrada, sino participar desde la visión de Ciudad. Cada cambio afecta a muchos barrios, y por eso los criterios hay que sumarlos desde la mirada de Ciudad.

Julio M. Puente Mateo


24.11.21

Hablemos de Sanidad Aragón, del SALUD, con calma y dolor

Ayer asistimos todos en Zaragoza a la noticia del suicidio delante de todos los viandantes de un joven ciudadano desnudo. Las imágenes que han circulado por redes son duras, algunas muy duras, y el papel de la policía en esta situación demuestra lo poco preparados que estamos ante temas de este tipo, con el añadido de que hay imágenes publicadas que son anteriores a la primera llamada de ciudadanos a la policía. Interesa mas grabar para colgarla en Redes una escena… que dar auxilio con una simple llamada. 

Pero la semana está llena de complejas maneras de asumir y entender esta Zaragoza, este Aragón tan complejo en tiempos tan sumamente raros. Todo alrededor de la Sanidad y también de la mal atendida Salud Mental. Necesidad en aumento pues no queremos/podemos atender las necesidades cuando se detectan y al final se enquistan.

Asistí a una reunión con los farmacéuticos estatales con la presencia de un político de cada grupo en Cortes excepto el PAR e IU y fue un encuentro muy interesante, donde desde VOX a CHA, pasando por el PSOE, el PP, Podemos o Ciudadanos, todos nos pusimos de acuerdo en el diagnóstico e incluso en gran parte de las medidas posibles para intentar atajar el problemas de la Farmacia Rural. Un ejemplo claro de que se pude trabajar si nos olvidamos de los personalismos y nos centramos en los problemas.

Ayer tuve otra reunión en el Consejo de Salud de Aragón, y aquí aunque sin duda se reflejó la enorme presión que está soportando sobre todo la Atención Primaria y los pacientes que tienen que acudir a ella, no se vieron soluciones que nos muestren un camino diferente. Es cierto que se plantearon muchas y muy diversas acciones a medio plazo, pero todas ellas dependen de un Presupuesto que si bien ha aumentado globalmente en Aragón, en Sanidad ha bajado un 4% y lleva además las nueces coconas de algunos gastos metidos en su seno, que a mi juicio no deberían estar dentro, como las indemnizaciones a los médicos jubilados que han ganado una sentencia judicial. Si descontamos inversiones en obras e indemnizaciones, el Presupuestos todavía es más bajo.

La pandemia no está superada, aunque sin duda la vacunación ha mejorado mucho el pronóstico del problema, tanto a nivel salud como a nivel de posible medidas restrictivas para controlar los contagios, que también es salud de forma indirecta. Salud Mental y Salud Económica ante una enfermedad que nos va a costar mucho poderlo superar y olvidar. 

Aragón necesita nuevos recursos para Sanidad y no entenderlo así, no querer o no poder es una gran enfermedad. podemos estar peor todavía de lo que estamos. 

No es posible soportar que la citación para las consultas en La Jota solicitadas hoy sean para el día 10 de diciembre, 16 días después. Igual da que sea solicitada por la App o en la ventanilla, la difernecia son unas pocas horas. Y ayer tuve que escuchar que la media en Aragón era en la actualidad de 3 días. A veces piensas que lo peor de hacer gestión desde la sociedad es que te tomen como un tonto impertinente.

Julio M. Puente Mateo

21.11.21

¿Qué hacemos con el Recinto de la Expo 2008 en Zaragoza?


Tenemos sobre la mesa de la Zaragoza el futuro la diatriba de qué hacer con el Recinto de la Expo 2008, como si el haber pasado ya 13 años no fuera suficiente señal de nuestra incapacidad. Pero a veces nos gusta rebozarnos de nuestras propias incapacidades, para demostrar que parecemos tontos, sin serlo del todo. O si.

Desgraciadamente la herencia de la Expo 2008 ha sido tan escasa que es complicado ponerla en valor. Es verdad que ha quedado un gran parque que deambula con penas, que nos ha quedado un espacio que hemos utilizado para montar oficinas y servicios, pero que Zaragoza bien habría podido preparar otro similar en otra zona. Y nos quedan algunas obras útiles como el Puente que nos une con Almozara y todas las actuaciones en las riberas del Ebro, que sobre todo en la zona desde el Puente de Piedra, están siendo muy utilizadas.

Pero no queda nada del espíritu de Zaragoza ciudad del Agua, y no queda utilidad de los grandes emblemas de aquella Expo 2008, los más caros y grandes, que llevan 13 años cerrados, para tristeza de los que los diseñaron y construyeron con dinero de todos.

Ahora está sobre la mesa si hacer o no pisos, para poner vida sobre el recinto, pues es cierto que a partir de cierta hora de la tarde y los fines de semana, para lo que es aquello, el número de viandantes y vida es muy escaso. Lo pasean los vecinos de la zona y poco más. Y cabe preguntarse si eso no se debería mejorar.

Tremendo problema del que pueden surgir varias apreciaciones. Una es que NUNCA se diseño aquello para ser habitado. Y que incluso cuando se expropió nunca se pensó para viviendas. Este tema estuvo varias veces sobre la mesa, antes y poco después de la Expo. Cuando se buscaban utilidades al Recinto. Pero nunca se logró un mínimo consenso.

Está el problema de las inundaciones, que sin duda se podría resolver con dinero. Está el de las indemnizaciones a los antiguos propietarios que también se podría resolver con dinero. Y está la oportunidad o no de dotar de una gran inversión para viviendas en una zona que se puede dedicar a otros menesteres, y potenciar si se necesita la construcción de viviendas en otras zonas vacías del Centro de Zaragoza. 

¿Revitalizar Las Fuentes, San José o Avenida Cataluña no es al menos igual de lógico?

El recinto creo que es un enorme y excelente espacio para ser utilizado como lo que fue, y que nunca se ha querido dar el empujón lógico. 

Un Recinto Expositivo imprescindible, pero nunca un simple almacén "de cosas".

¿No queremos encontrar un buen espacio para Goya? ¿Y para el resto de aragoneses importantes, como Pignatelli, Segundo de Chamón, Buñuel, Viola, Ramón y Cajal, Joaquín Costa, Avempace, Baltasar Gracián, Camón Aznar, Pablo Serrano, Pablo Gargallo, los hermanos Labordeta y otros 400 ó 500 aragoneses no siempre bien recordados?

¿No sería lógico que el Pabellón Aragón fuera un excelente escaparate de todas las comarcas de Aragón, sus productos y sus activos, para el resto de aragoneses o para todos los visitantes de nuestra Zaragoza?

¿No sería útil crear Escuelas Artísticas para estudiantes extranjeros de intercambio con una Escuela Mayor artística que desde el viejo recinto de la Expo, ampliara las posibilidades de todas las ramas artísticas que Aragón ha liderado en el mundo, como la fotografía, la imprenta, la cinematografía, el grabado, incluso la pintura, el ballet o la música?

¿No sería más lógico dotar esas inversiones para viviendas complicadas de realizar en los famosos "cacahuetes" para retomar la actividad del Pabellón Puente y la Torre del Agua como espacios para las Nuevas Artes del Siglo XXI, digitales, innovadoras, performances de collages de varias asignaturas artísticas?

Mi pequeño, diminuto consejo es que no seamos tan cabezones de ver lo sencillo porque lo tengamos muy cerca y nos parece muy fácil, pues eso normalmente no sirve para nada, como nos ha sucedido con la boutade de convertir la Lonja en el Espacio Goya, que todavía no está descartado. Zaragoza necesita un empujón, y si tenemos dudas, viajemos un poco por ejemplo a Málaga, a Valencia, a Barcelona. A Bilbao. Y empecemos a contemplar habilidades políticas para poner a las Grandes Ciudades en donde las corresponde en el siglo XXI.

Julio M. Puente (Ajovín)

18.11.21

El turismo a Zaragoza y Aragón no viene solo, hay que traerlo


El turismo a Zaragoza y Aragón no viene solo, hay que traerlo, y eso es un trabajo de invierno preparando para el verano que empieza en abril. Y esto lo saben bien en todos los lugares en donde el turismo en un actividad económica importante para sus funcionamientos como ciudades o países. Esta publicidad del Metro de Madrid inunda toda la ciudad, tanto en los transportes urbanos como en la propia Puerta del Sol con un enorme mural blanco en una fachada entera. Es imposible no ver que Murcia quiere recordarnos que el turismo para ellos es importante y para todos los demás una buena opción.

En el turismo de ciudades hay que recurrir a la novedad, a lo propio y diferente, a la sorpresa. Y Murcia en sus campañas cambia los elementos con los que quiere atraer. En este año casi quiere jugar con la modernidad arquitectónica, con el ejemplo de ciudad que se adapta a los nuevos tiempos mostrando el Nuevo Ayuntamiento, pero además nos habla de su huerta, de su "alma" de ciudad que se traduce en una forma de entender la convivencia, la gastronomía, incluso la tranquilidad.

Potenciar los activos, las fortalezas de cada ciudad de cara al Turismo es muy sencillo. Murcia quiere huir de los últimos meses malos, con esa imagen de zona contaminada, de un Mar Menor destrozado por bárbaros que no aman a su tierra, posiblemente porque no sean murcianos. 

En Aragón y en Zaragoza tenemos que tomar buena nota de todo esto. No se trata de ver nuestras fortalezas desde nuestro punto de vista, sino desde el de los posibles turistas. Os pongo un ejemplo sencillo.

La imagen imponente de El Pilar desde el Puente de Piedra sobre un cielo rojo de tarde a nosotros no nos dice mucho pues lo vemos todos los días que no hay niebla. Pero esa "mole" arquitectónica impresiona a muchos visitantes, pues no es comparable a muchos edificios en España. Zaragoza tiene defectos, pero también tiene grandes activos sin saber potenciar del todo. 

16.11.21

¿Nadie sabe resolver el problema del transporte urbano en Zaragoza?


Seamos sinceros y dejémonos de ese "buenismo" que a veces nos lleva a situaciones negativas para la izquierda, los trabajadores y los que formamos parte de una sociedad débil. La situación en Zaragoza de constante huelgas en sus transportes urbanos es inexplicable, insoportable, y sin razón ninguna de que no sea nadie capaz de evitarla, revertirla, resolverla.

Zaragoza no puede estar años e incluso varias legislaturas con el mismo problema sin resolver, sin ganas de evitarlo desde ninguna de las partes: empresa, ayuntamiento y trabajadores. Tal es así, que los únicos que la sufren son los ciudadanos, pues la empresa y el Ayuntamiento de Zaragoza ya la da por amortizada, por sufrida, por inevitable. No les representa ningún problema que haya huelga.

Salir en manifestación en días de huelga con las peticiones de: …la derogación de la reforma laboral; el derecho a la negociación colectiva; la municipalización de los servicios de autobús urbano, tranvía y otros externalizados del Ayuntamiento, y "por unos servicios esenciales, públicos y de calidad"; suena a como poco curioso y falso. 

No es que no sean correctos los lemas, es que ellos y sus problemas anclados y sin resolver no deben recaer sobre los Servicios Públicos que usan las partes con menos capacidad económica de Zaragoza.

No todos los zaragozanos sufren por igual la huelga del transporte público. La sufren los que tienen menos recursos.

Poco a poco nos hemos cargado y olvidado de la Segunda Línea del Tranvía, sin la cual es una idiotez muy cara haber construido la Primera Línea del mismo.

No hay ganas de analizar los problemas en los horarios, en las frecuencias absurdas y que se amontonan o se distancian sin inspección, no hay deseo real de diseñar un sistema mucho más valido y para el siglo XXI de las Líneas de transporte urbano, no queremos saber nada de mejorar el Cercanías, incluso de agrupar servicios de la Zaragoza Metropolitana ahora que ya somos Comarca Central "para nada". 


7.11.21

Lola Ranera y sus opciones en Zaragoza para ser Alcaldesa


El Congreso del PSOE aragonés
ha marcado un punto de salida muy interesante si no se estropea, lo estropean ellos mismos. Interesante para ellos y para Aragón y Zaragoza. De los Congresos de los partidos se sale —como organización— o mejor o peor, pero nunca se sale igual, es imposible. O los Congresos son positivos o negativos. Si son neutros es que han ido mal o muy mal, se note lo que se note por fuera. Y en este caso todo indica que ha ido MUY bien.

Por una parte este Congreso del PSOE aragonés demuestra unidad, que es un hecho poco común en casi ningún partido político, se note o no se note. Y además supone por una parte el asentamiento de Javier Lambán a nivel nacional lo cual es un gran éxito para el Aragón progresista que es deseable dure mucho (con independencia de que guste o no sus formas y modos, sea o no sea Lambán socialista de libro, pero supone poner Aragón un poco más en el Madrid que reparte respetos). 

Y por otro el lanzamiento de Lola Ranera hacia las opciones que se merece por sus muchos años trabajando en Zaragoza por Zaragoza. 

Lola Ranera tiene varias varias posibilidades complicadas de encontrar en la política actual zaragozana si aspira a ser alcaldesa. 

Sabe formar equipos, sabe negociar, y sobre todo sabe mantener a esos equipos a su alrededor si le dejan, lo que supone ese punto activo de intercambiar trabajos sin casi tener que explicarse, y con ello lograr objetivos que en otros políticos es muy complicado conseguir. Digamos que entiende la esencia del trabajo en equipo pues no necesita marcar su personalidad ni su mando, más que en contadas ocasiones.

Pero sabe que ser Alcalde de Zaragoza no solo depende de su equipo, sino de los equipos laterales de sus contrincantes que en un momento dado puede sumar con ella. Y ese punto, que no depende directamente del PSOE (o sí) es el más complicado de lograr.

Como decía un antiguo Director General del Gobierno de Aragón.: ¡¡Vaya tropa con la que tengo que lidiar!!

Es de adivinar que el PP cambie de cromos entre DGA y Ayuntamiento de Zaragoza con Azcón como valor en alza y como el único capaz en el PP de plantear la conquista del Gobierno de Aragón. 

Pero eso supone el descabezamiento de su candidatura a repetir como Alcalde de Zaragoza, donde no es nada sencillo para el PP encontrar un sustituto con capacidades mediáticas de cara al votante. 

Y en ese puesto es donde entraría Lola Ranera, como lógica de recambio, capaz de intentar lograr la Alcaldía de Zaragoza. Pero hay algunas dudas para que lo consiga.

La más simples es que los números lleguen. El Concejal número 16 es primordial, imprescindible. El PP pagaría a Ciudadanos o a VOX para que lo consiguiera, y el PSOE haría lo mismo a CHA por alcanzarlo. O a Podemos. Es la llave de Zaragoza. En el año 2019 al no lograrlo CHA por 1.500 votos no se logró que hubiera un Alcalde Socialista.

Leía que IU solicita que en Zaragoza vayan unidas las izquierdas (me imagino que se refiera a todas menos al PSOE) en su candidatura municipal para desbancar a Azcón. No es necesario y lo sabemos los que nos dedicamos a los números. Ni unir supone sumar, ni sumar supone siempre más concejales. Eso depende de muchas factores. 

Lo cierto es que con independencia de la posibilidad de que se pudieran adelantar las Elecciones a Cortes de Aragón por motivos tácticos, se va abriendo en la izquierda un camino interesante que sería deseable también fueran emprendiendo el resto de partidos de izquierdas. 

No es fácil encontrar candidatos ni es sencillo que sean elegidos desde dentro de los partidos políticos, en donde muchas veces simplemente se premia o castiga. Rara vez se forman equipos pensando en sus opciones de trabajo hacia los ciudadanos ni incluso ahcia sus votantes.

Pero quien pone Alcaldes o Presidentes es el votante, sobre todo quien los cambia es el votante. 

Y el votante de los "restos", el de ese voto que cambia y se necesita que cambie su voto o su decisión de ir o no ir a votar, eso votante digo, necesita conocer bien al candidato, saber sin que se expliqué de qué es capaz, y si tiene carisma, capacidad y sonrisa seria sin ser triste. 

Y para todo eso 18 meses no son nada. Se avisa a los partidos que todavía no piensan a estas alturas en poner candidatos sobre las tarimas de la comunicación.

Julio M. Puente Mateo

Nota.: La imagen es de El Periódico de Aragón

5.11.21

La Asociación de Mujeres de La Jota nos invitan a todxs a una charla sobre psicología

 

Desde la Asociación de Mujeres de La Jota, una asociación con numerosas actividades para el barrio pero abiertas a toda Zaragoza, nos invitan a todxs a una CHARLA sobre "Consecuencias Psicológicas tras la Pandemia del COVID-19 donde se analizarán los problemas que estos tiempos nos están trayendo muchas veces sin darnos cuenta. Los organizadores como podemos ver son numerosos y de gran calidad y trabajo social en nuestra ciudad.

Transportes de Murcia. Comparación con Zaragoza


Empecemos por Zaragoza, nuestra ciudad
, o por los sistemas de transporte tal como están concebidos en las ciudades aragonesas. Sabemos que el Gobierno de Aragón en el asunto concesional está metiendo mano pero existen problemas heredados macro, derivados de la abundancia de espacios.

Se ve en el Google Maps la falsa conurbación de Zaragoza, con un término municipal como capital en extensión que puede que solo supere Albacete en nivel capitalino, y que su abundancia de espacio se ha convertido en tasas de menores incidencias de afección de la pandemia pero en un lastre para la movilidad de los ciudadanos.

Hace ya mucho tiempo que nos asombraba a los aragoneses, cuando venían de veraneo, que nos dijeran los emigrados a Barcelona o Madrid que pasaran en trenes y metros dos horas diarias. Esas que aquí hoy casi nos tiramos circunvalando rotondas, dado que el inventario de movilidad en mi opinión arroja la siguiente curva DAFO de debilidades, cuando eran fortalezas:

1.- Toda la actividad de creación de puestos de trabajo se ha desplazado a Pla-Za, se ha detraído de otros polígonos en dirección aeropuerto a cambio de puestos logísticos peor remunerados que los destruidos. Miles de millenials se desplazan en coche propio 10 kilómetros o con una comunicación por autobús que les obliga a ir, salvo si son de Delicias, a la Puerta del Carmen en un viaje de casi una hora. Luego las vueltas que da el autobús dentro del polígono son apoteósicas, directamente.

2.- Los barrios alejados de las paradas del tranvía no gozan de centralidad alguna y, por poner un ejemplo, como no existe apeadero ferroviario en valle de Broto, los más de 100.000 habitantes de la Margen Izquierda han de desandar a la estación de Goya en autobuses o ir a Kasan a coger el autobús o tren –imaginemos desde Santa Isabel- para subir a Zuera o Huesca. Una hora contra diez minutos en coche.

3.- Tan ridículo y causa de saturación de los hospitales como que los de Villanueva hayan de subir al centro de salud de la localidad zufariense para luego bajar al hospital, lo que no hacen por motivos evidentes.

4.- Hay cercanías, sí, pero no hay intercomunicación entre barrios pues solamente existen tres paradas en la red del antiguo tren. Y por eso los autobuses escolares cada mañana saturan de tráfico las avenidas con cada vez, y con razón, menos carriles.

5.- Está bien la potenciación de los carriles bici y del centro como lugar sin tráfico pero, insisto en otros comentarios, decisiones como trasladar la estación de autobuses y ferrocarril o el Ayuntamiento a extremos de la ciudad, solo se sostienen por la enorme extensión a la americana que se ha decidido políticamente para un lugar con los mismos habitantes o pocos más que la de los 70.

Nada incentiva precisamente a dejar de tener coche propio y mucho menos este nuevo Aragón con más molinos que el Campo de Criptana.

Todo eso, historias de quiénes fueron o son sus propietarios aparte (y sean de huertos o dehesas enteras) viene al caso, pensaréis, por la abundancia de suelo barato a reclasificar, además suelo de desierto, de Zaragoza Logistictown.

Niego la mayor, porque en Jaca la ciudad se ha triplicado un tercio en extensión por edificación de nuevos polígonos residenciales, tiene un autobús que da vericuetos por calles y dizque avenidas de la época de Armando Abadía y se pierde tiempo aparcando, lejísimos, para al final ir todos a dejarnos ver por la catedral y calle Mayor. Es un problema “a la aragonesa” como se ama a la madrileña. Será que nosotros tampoco queremos coincidir con los ex.

Vamos a Valencia o Murcia y, seguramente porque la necesidad y precios de expropiación de la huerta obligan, nos encontramos los mismos tranvías con más frecuencia que dan servicio a ciudades concentradas –menos kilómetros a mal atender-.

Como se han planteado su capacidad límite, cuestión acuciada por la pandemia pero que también tiene incidencia en las cuentas de explotación, mantienen las líneas de autobuses reforzadas por microbuses exprés. Esos que pueden ser más fácilmente eléctricos. Los llaman “Líneas Rayo”, como el que no cesa parido por Miguel Hernández en la cercana Orihuela.

Además cuentan con la mayor innovación zaragozana a las líneas de transporte urbanas, la que ofrece una conectividad ya necesaria entre barrios: las líneas circulares. Pero no una C-1 y otra C-2 de vuelta, sino nada menos que cinco.

Cuyo objetivo, como las de Cesaraugusta, es conectar los hospitales, universidad, estación del FC y Ciudad de la Justicia.

Zaragoza, Jaca, Huesca o Teruel me da la impresión que para cuatro gatos se nos hayan ido de las manos. Entre tanto, esperando a la Comarca de Zaragoza para dejar aparcau el coche diésel viejuno, analógico, culpable,… Al que le tengo cariño por arrugau como yo, las llagas siempre a cambio del yoga… Un yogur aquí es sin menta y cardamomo, tirando a dulce y se le confunde con un danone…

03.11 Luis Iribarren

4.11.21

¿Se podría convertir el PSOE aragonés en un PSA - PSOE?


Sobre el aragonesismo del siglo XXI se habla poco y se entiende menos, aunque poco a poco va calando como agua fina la necesidad de ser aragonesista desde Aragón, si realmente queremos un Aragón capaz y potente. Ser aragonesista es un apellido, y por eso aunque a veces les da temor decirlo a algunos miedicas, se puede ser aragonesista aunque se forme parte de un partido político centralista. No es antónimo, por si hay dudas, es simplemente complementario.

Y Javier Lambán parece que lo quiere entender, aunque de la sensación de que sea por motivos principalmente electorales. O no.

Aragón necesita muchos aragonesistas, y no comprender esto es caer en la debilidad, cuando estamos rodeados de territorios que sí son defensores a ultranza de lo suyo. Pero ser aragonesista es mucho más que desear defender Aragón, es sobre todo una forma de querer entender la cultura, la historia, la sociedad, el territorio, las ventajas e inconvenientes de ser de Aragón.

Parece ser que en el XVII Congreso del PSOE de Aragón de este próximo fin de semana, el PSOE quiere figurar como un partido "aragonesista sin complejos" lo cual es imposible pues incluso las partidos aragonesistas de siempre tiene y muchos, complejos que los atenazan. Pero está bien que el PSOE lo intente.

Es verdad que por una parte el PAR está muy débil, que CHA no está totalmente definida en su nueva etapa, que Teruel Existe viene apretando con ganas, que Podemos acoge en su seno a ciertas partes del aragonesismo de izquierdas salido de CHA. Y es verdad también que dentro de la afiliación del PSOE hay muchos aragonesistas aunque no los quieran ver así el resto de partidos aragonesistas. 

Abrir el aragonesismo para ver en qué somos capaces de convertirlo, podría ser una opción del futuro más cercano. 

No hay duda de que hay que redefinir muchas cosas en este siglo XXI, las ideologías también, pues aunque nos parezcan fijas, viven de sus sociedades y hoy no son iguales a 1980 o al año 2000. Que el PSOE aragonés quiera definirse como aragonesista abre diversas opciones y muchas dudas. 

Todo el mundo debería estar atento, por si realmente se quiere convertir el PSOE aragonés en un modelo parecido al PSV, al PSE o al PSC. La España Federal está a las puertas de pedir paso, si por un casual el PSOE ganara las próximas Elecciones Generales en compañía "de otros".


30.10.21

Decálogo para una Zaragoza que encare el futuro


1/
Necesitamos u
na Zaragoza Metropolitana variable, con espacios desde Zuera a María, desde Alagón a Pina. Una Comarca Central liderada por Zaragoza. Hay que potenciar el territorio como un activo imprescindible, conocerlo para sacar sus rendimientos, creer en la estepa como elemento diferenciador, poner en valor nuestra posición geográfica como activo perpetuo entre la Europa del Sur y la España del Norte y del Este.

2/ Una Zaragoza compacta, cerrada, sin “huecos” interiores, que se deje abrazar por las cuatro corrientes de agua. Ebro, Huerva, Gállego y Canal. Una Zaragoza estratégica, variable y policéntrica, una ciudad de ciudades, diversa y flexible en sus actividades interiores y con una industria diversa y mucho más del siglo XXI.

3/ Con una atención especial en la próxima década a los barrios construidos en los años 60/70 para volver a urbanizar socialmente ese 60% de Zaragoza. La economía urbana debe girar hacia las personas y detectar los problemas antes de que estos sean muy complejos de resolver.

4/ Hay que oner en más valor el transporte público del tranvía o sistemas eléctricos tipo trolebús con recarga en el suelo, y con financiación compartida entre Europa, Madrid, Aragón y Zaragoza. Edificar una movilidad sostenible con una restructuración del transporte urbano, y una especial atención a detectar los errores que ya en otras ciudades europeas tienen, en cuanto a movilidad crecida de forma incontrolada.

5/ Reconstruir una Zaragoza mas verde, comprometida con el cambio climático, con especial atención al paisaje natural de vías verdes alrededor de los cauces naturales de los ríos, y con un cuidado muy diferente de los parques y los árboles de Zaragoza. Todos los barrios tienen que tener oasis verdes y a ser posible que no sean planos.

6/ Una Zaragoza europea e Iberoamericana, abierta, relacionada y relacionable, ciudad de estancia de personas y de industrias, de almacenaje, logística o de servicios auxiliares, motor de nuestra agricultura y ganadería como espacio transformador e innovador de productos propios, ciudad del motor pero no solo del de automóviles familiares, sino de todo tipo de industrias y energías futuras.

7/ Una Zaragoza de las personas, más amable, peatonal, intercultural, intergeneracional, con espacios públicos suficientes en todas las zonas, con una formación crítica y de alianzas. Una ciudad que acompañe a las personas ante sus problemas.

8/ Una relación con nuestra Universidad mucho más cercana, eficaz y válida, que potencie sinergias de colaboración, para aupar a la Universidad de Aragón como eje económico de nuestro territorio, atrayendo talento y alumnos. Una Zaragoza educadora en todos sus aspectos y posibilidades.

9/ Zaragoza ciudad de Culturas, Arte y Comodidad. Culturas romana, árabe, judía y cristiana. Artes expositivas, pero sobre todo facilidad para artes constructivas, ser la sede que impregna de arte en todas sus facetas el Sur de Europa desde nuestros símbolos identitarios en literatura, pintura, escultura o cine. Zaragoza ciudad cómoda para “estar” y turistear desde diversas ópticas de tranquilidad y buen sabor. Zaragoza Culta, asiento de Ideas que giren alrededor de la Cultura y el Arte.

10/ Recuperar conciencia de comunidad capaz, de innovación en industrias sostenibles pero necesarias, de espacio de formación constante, de territorio de empleo activo. Comunidad planificada, flexible e inteligente. Comunidad que crea en la Zaragoza del futuro.

29.10.21

Corona de Aragón 2021. Una opción histórica para cuidar las sociedades

Poner acuerdos encima de una mesa de negociación entre comunidades históricas que ahora están mirándose de reojo es muy complicado, pero a su vez es muy necesario. La política está para escribir historias e Historia y por ello el intento de revitalizar la antigua Corona de Aragón con el nombre que se le busque, para trabajar más conjuntamente las sociedades de Aragón Cataluña, Valencia y Baleares (de momento) es una buena iniciativa que debe contar como poco con la mirada atenta y de aplauso de todos nosotros.

Algo similar ya hace muchos años que se está haciendo en el País Vasco junto a Navarra. Parece lógico que el Mediterráneo histórico deje de pelearse y empiece a aprender que en la nueva Europa es necesario este tipo de trabajos en común.

No nos dejemos engañar por nadie, pues enseguida saldrán los agoreros de turno. Esto no va contra España, ni contra Extremadura, Galicia o Andalucía. Esto va de "estar" en Europa con mejores defensas y proyectos, con más fuerza para defendernos en relación a territorios europeos fuertes, que sí saben lo que es unirse en objetivos comunes cuando hay algo que ya de forma histórica y como sociedad les une.

Las cuatro comunidades sumamos el 32% de la población de España. Con muy distinto peso, es cierto. Somos más del 20% de la superficie de España y el 34% del peso en el PIB español. No se trata de reivindicar, que también, pero sobre todo de aunar ideas, fuerza, deseos de ser tenidos en Europa como una Comunidad de 15 millones de habitantes. 

Con casi el doble de habitantes que Austria, el triple que Finlandia o Irlanda, un 50% más que Grecia, República Checa o Portugal, y muy similar número a Países Bajos (Holanda) es lógico suponer que nos merecemos un trato en Europa similar a estos países.

Y de puerta hacia dentro, admitiendo que más pronto que tarde España será Federal y que hay varias formas de entender los Gobiernos Federales, hay que explorar todas las posibilidades. Aunque haya que hacer un esfuerzo tremendo para una pedagogía de entendimiento entre personas, entre sociedades con las que hemos jugado muchas veces al enfrentamiento en vez de hacia el entendimiento. Hay que ser generosos y en eso todos tenemos que poner mucho.

Que se haya comenzado por una Cumbre Empresarial de los diversos territorios dice mucho a favor de que es necesario este tipo de trabajo que sea capaz de poner en valor las relaciones entre sociedades. El inicio está realizado. Ahora toca seguir con calma y casi en silencio, para no preocupar a nadie que quiera poner palicos en las ruedas por intereses propios.



28.10.21

Declaración de Zaragoza, de Más País, Compromís y CHA


Hoy se han reunido en Zaragoza los máximos dirigentes de Compromís valenciano, de Más País desde Madrid y Chunta Aragonesista desde Aragón, para reflexionar sobre el futuro de España y sus territorios, sus sociedades y sus problemas. Una reunión que llega con años de retraso, pero sin duda aplaudida desde mi posición pues la izquierda en toda España necesita asumir el Siglo XXI y reflexionar sobre el nuevo papel que el futuro y las sociedades actuales necesitan construir.

Las tres formaciones políticas han firmado un documento que han llamado "Declaración de Zaragoza" para dejar visibilidad en bruto a lo hablado. Pero en el fondo hay mucho más por explorar, por trabajar, por intentar al menos. Una de sus grandes posibilidades es sumar, aunar esfuerzos entre más organizaciones de todo el tejido del Estado español que están trabajando desde diferentes territorios de España.

¿Y para Aragón qué?

Pues para Aragón supone en primer lugar constatar la buena salud del trabajo en común que desde CHA se está haciendo con Compromís valenciano —y sobre todo al revés— colaborando desde Compromís en cuantas iniciativas Aragón necesita plantear en el Senado de Madrid

Hay buena relación desde CHA con Compromís, como la hay con Más País aunque siempre hay que admitir que no entre todos los afiliados progresistas en España, sean de cualquier partido de izquierdas, ven con buenas intenciones cualquier ejercicio de trabajo en común. Un claro error táctico.

La idea fundamental es trabajar conjuntamente en políticas de progreso con la perspectiva de un Estado plurinacional, de respeto a las decisiones territoriales y de apuesta por la cogobernanza. A partir de esta premisa y admitiendo que el respeto, la reflexión, la colaboración y sobre todo el trabajo constante es la única vía de avanzar, hay que ponerse a sumar casi con urgencia, pero sin equivocarse.

Hay que coordinarse, hay que colaborar mejor, no hay que desanimarse nunca, hay que explicar bien qué se hace, hay que entender desde donde se parte y sobre todo marcar las metas de hacia dónde se quiere ir, y no reblar.

Nadie está diciendo que sea fácil, pero tampoco nadie dice que sea imposible. 

Depende de los Equipos de Trabajo de cada Organización, de su capacidad para olvidarse de los personal y de trabajar más de cara a la sociedad. Los personalismos son fatales para estas iniciativas. Se intentó hace años con Espacia Plural y al final desgraciadamente no funcionó, siendo anterior su intento al nacimiento de Podemos. Pero sin duda la política de izquierdas en España necesita nuevos rumbos, y hay que intentarlos.

Julio M. Puente Mateo

27.10.21

Aragón flojea y además saca sus trapos sucios como si no fueran con todos


Tras un fin de semana de Congreso del PAR aragonés con heridas insalvables lo ilógico parecería despedir a los que perdieron en el Congreso por la mínima pero en la política actual no somos capaces ni de entender a Maquiavelo. Una pena.

Pero no solo con eso, que ya es gordo para un Aragón ninguneado, los de Ciudadanos de Zaragoza han dado un manotazo encima de la mesa, por otro sinsentido de repostería manipuladora de los Jefes. ¿Por qué son tan mediocres los que mandan en la política aragonesa? 

Así Aragón no será capaz de levantar el vuelo, ni de tan siquiera mantenerse en posiciones para una defensa activa de lo que va a venir. Que va a ser una crisis contundente con empresas que van a tener que jugar a cerrar o a encogerse.

Hay más partidos aragoneses en crisis y hablo en plural, pero al menos estos se mantienen callados, quietos, tranquilos externamente, para no meter mas mierdas en las sensaciones de un Aragón que va de flojera. 

No necesitamos Elecciones Anticipadas de nada, si antes no somos capaces de inventarnos a gente nueva y válida a la que elegir, rodeada de equipos diferentes y con simplemente sentido común. Si además disponen de inteligencia social y de trabajo en equipo, podría ser la hostia.

Julio M. Puent Mateo (Ajovín)

24.10.21

El PAR este fin de semana me ha dado tristeza, no por ellos sino por Aragón


No debemos meternos con los partidos políticos, con sus decisiones internas que en apariencia solo les incumben a ellos. Y lo digo desde mi posición de parte, al pertenecer a uno. Pero también es cierto que los partidos políticos son unas organizaciones, una empresas aunque suene feo decirlo con ese nombre, que nos afectan a todos nosotros, a toda la sociedad, y que sus decisiones, aciertos o errores nos influyen a todos. En el caso del aragonesismo, sea de derechas o de izquierdas, nos influye a todo Aragón, aunque no queremos verlo.

Este fin de semana se está celebrando el Congreso del PAR sobre el que no voy a entrar a comentar ni los modos, ni las formas, ni los tempos. Cada organización es lo que puede ser. Y en ese caminar influyen excesivos personalismos, o decisiones que desde fuera no se entienden nunca, es imposible si no se pertenece, poder entender muchas decisiones.

Pero el caso del PAR por lo que ha representado para Aragón y por lo que debería seguir protagonizando para los aragoneses y su futuro, sí duele que se vea arrastrado por las arenas del Circo o del Coso, herido y sangrando. No es el único caso y en eso los propios aragoneses somos responsables, todos.

Aragón necesitaría un PAR fuerte y bien asentado en TODO Aragón, algo similar a lo que debería suceder con CHA

Pero no porque sin el aragonesismo no se pueda vivir, sino por algo mucho más grave y que no queremos ver, porque nuestros vecinos SÍ han creado una estructura propia de formaciones políticas territoriales que saben defender sus territorios y sociedades ante las avalanchas que vienen desde Madrid.

Aragón no puede vivir sin aragonesismo, como no puede vivir sin ello ni Navarra, País Vasco, Valencia o Cataluña sin sus diferentes nacionalismos, una vez que ya están repartidas las cartas de las exigencias. Incluso la muy conservadora Galicia lo ha entendido así desde hace décadas.

Si Aragón no dispone de una CHA y de un PAR con arrestos elegidos y refrendados por los propios aragoneses, seremos un Soria, Guadalajara, Cuenca o Albacete. 

Que no es ni bueno ni malo, ni quiere ningunear a ningún territorio, simplemente quiere señalar hacia dónde nos encaminamos y hacia dónde deberíamos hacerlo. Aragón debería ser y tener como poco el peso estatal de Navarra y no como el de Murcia. Y a partir de este punto que cada aragonés elija. 

De entrada ver al PAR este fin de semana me ha dado mucha tristeza, no por el PAR sino por Aragón.

Julio M. Puente Mateo (Ajovín)

22.10.21

Por una mejor relación Murcia - Aragón. 1ª


Por una mejor relación Murcia y Aragón. O al menos, existente.
Endurecidas hasta el colmo de la burocracia sanitaria las cabalgadas que muchos dábamos para refrescar puntos de vista con los de otros lejanos lugares y fogones, el éxito de reservas del sector turístico aragonés de 2021 revela que nos hemos quedado como muchos otros de este estado asimétrico y plurinacional nos han conocido.

Entre los viajes pendientes, yo tenía el de visitar con algo de detenimiento Murcia.
Debido a que en alguna ocasión me había llamado poderosamente la atención la posible extensión desde Aragón del sur del toque popular y no procesionario de tambor y bombo en municipios del sur de Albacete y sierras penibéticas del territorio histórico del que me ocupo.

Su principal paseo no miente, está dedicado a Alfonso X el Sabio que conquistó para Castilla la rica huerta de Murcia desde ese nido de águilas que es la localidad albaceteña de Alcaraz.

Ahora bien, en Mula o Moratalla, como en las manchegas de límite Hellín y Tobarra, se goza del mismo Patrimonio Inmaterial de la Humanidad que en Alcañiz y otras localidades del Bajo Aragón: debido a sus, así se las conoce como en Donosti, tamboradas de Semana Santa.

Llevado el toque, al parecer, por franciscanos bajo aragoneses a esta comarca montañosa y seca, de gentes cordiales, hospitalarias y de trato directo, se distingue de nuestra tradición por lo colorista de sus “anarcotúnicas” y lo desordenado de su puesta en escena.

De lejos y cuando se llega, la ciudad de Murcia presenta casi el mismo aspecto de oasis en mitad de planicies desérticas de polvo blanco y almendros plantados por goteo que Zaragoza. Sucede que tiene un telón serrano montañoso que la separa del irreductible cantón de Cartagena, aún hoy regida por independientes en coalición, que le da un aspecto de rematada por una cortina verde.

Lo que han hecho los ingenieros forestales murcianos desde finales del siglo XIX reforestando las sierras de la ciudad y de la cercana a la misma Sierra Espuña ha sido ejemplo de reforestación para el Estado de Israel de las colinas de Judea y Galilea. Solo por este pequeño detalle, no imitado en las resecas y peladas sierras alicantinas, la región merece una mirada reposada admirativa hacia sus gentes.

La cinta de escasa agua del río Segura no genera en la ciudad de Murcia una separación entre márgenes de barrios significativa. Profundizaré sobre su magnífico sistema de transportes urbanos y cuidadísimo aspecto.

Se vende en el exterior una imagen del lugar turbulenta en política, escorada hacia la extrema derecha, sí. Pero pese a la brevedad de mi visita lo que descubrí es una ciudad magnífica culturalmente, muy bella y bastante ordenada. Con un conjunto de palacios e iglesias barrocos y un casino al que glosar y comparar con nuestros queridos edificios de Huesca y Zaragoza con la misma función.

Gozamos y padecimos cuando el Ayuntamiento de Zaragoza lo lideró Belloch, en los buenos tiempos de las permutas, a un arzobispo murciano como mínimo singular: Manuel Ureña Pastor. Que convirtió a ese juez alcalde de centro-centro: capaz al alimón de ir al entierro de Labordeta y querer dedicarle calle principal al gurú económico de Barbastro, ese tal Escrivá sanjosemaría.

A Ureña cabe imputarle con su convertido contertulio el traslado que tantas gestiones ha entorpecido de la Casa Consistorial en su dimensión mayoritaria de atención a la ciudad a un extremo de la misma: al Seminario de Vía Hispanidad.

Es difícil encontrar una ciudad donde se joda tanto al personal y lamine su participación, llevando como decisiones políticas la estación de ferrocarril y su corazón a puntos de lejanísima nueva centralidad. Sabemos por qué se hizo, pues un macro edificio de treinta plantas lo constata. Que la dimensión de Zaragoza lo requiriese y pueda llenar tanto nuevo barrio es otra cuestión. De momento, las carreras de taxis a 10 euros y el tranvía pasando lejos de juzgados y equipamientos.

Pero Ureña dejó el positivo legado de la rehabilitación como efecto de la permuta de parte del Palacio Arzobispal como espacio museo en que son visitables los restos del Palacio de los Reyes de Aragón erigido con anterioridad en las mismas dependencias.

La quinta y séptima ciudades estatales no pueden seguir ignorándose porque que se predicara por los gobiernos de Aznar que era necesaria la masiva llegada de agua para usos turísticos con la Ley del Suelo del momento liberalizando todo el suelo rústico.

Se deben restañar heridas. Murcia y Zaragoza han seguido sus caminos, como también lo ha hecho Valencia, sin que ello les haya afectado en sus vidas cotidianas, ni siquiera en la belleza de sus zonas verdes y equipamientos.

Seguiremos con la matraca murciana para general conocimiento e invitarles a su visita. Desmontando tanta postverdad, como la generalizada opinión acerca de la cazurrez y nobleza aragonesas.

21.10 Luis Iribarren

De la invasión puntual del Aragón no tan profundo


Volví de un descanso en la denostada Murcia a Aragón por la estresante autovía Sagunto-Teruel: íbamos el sábado del puente del Pilar en doble fila un celemín de vehículos –la mayoría mastodónticos- y no podía ni ver las estrellas mudéjares hechas con ferralla sobrante que tanto me gustan y distinguen los puentes de sus salidas.

Preparado para lo peor de atravesar Valencia, me han multado varias veces, y la imprevisible incorporación a carriles de tantos de sus habitantes que conducen sus coches como si de sus motos se tratara, y van por la vida con un acelere bakalao y todas las operaciones a que haya lugar en bárbara generalización que ya me perdonarán la Oltra y el Baldoví, resulta que la angustia por pasar de carril a toda hostia por tantos la tuve después, subiendo al altiplano de Barracas y Sarrión.

Me salí desesperado en Mora de Rubielos para conducir por comarcales, para cicatrizar slow Aragón, que dice José Luis Soro.

Pero entre la bifurcación de la autovía y Gúdar me adelantaron sin exagerar unos ochenta moteros, adelanté a como cincuenta ciclistas –la mayoría de los cuales iban en paralelo charrando- y tuvimos todos la enorme suerte de que los agricultores de Gúdar tengan poco que arañar y que sembrar. Si es que los del resto de Aragón pueden llegar a hacerlo con los costes actuales de los abonos triplicados.

La crisis de precios post-Covid especulativa seguramente se puede cobrar como indeseadas víctimas la tan cacareada soberanía energética en manos de la italiana ENEL (que allí es pública e hija del primer INI que copió López Rodó) como también la alimentaria. He llegado a escuchar que faltarán canales de carne para los distribuidores alimentarios al estar vendiéndose animales jóvenes por los productores debido a la falta de rentabilidad de cebarlos.

Comarca de Gúdar arriba, fin del apocalipsis valenciano. Antes, parecía que había mucho movimiento de vermú pero almorcé un par de huevos con longaniza turolense yo solo y no hice cola en la panadería de Alcalá de la Selva (hoy por su urbanización salvaje previa, Alcalá Vitrificada) para comprar refollau ni pastas de coco, mi cena prevista en el Parque Geológico de Aliaga.

Fue coger la carretera de Camarillas y no parecía ni que estaba volviendo al principio de un puente. Ni un solo coche, y la gente justa en la senda de pasarelas que arranca junto a ese monumento energético abandonado, ese dinosaurio industrial no integrado en Dinópolis, que es la Central Eléctrica de Aliaga.

Combinación entre que la geología no interesa con que Zaragoza ciudad no llena el territorio hasta su saturación, más allá del Valle de Tena.

Ante semejante estado de ilusión pero falta de vida, que se tiene volviendo del fértil y cálido Levante, recordé dos frases como cencelladas al raso que me rondan en la cabeza de la poetisa canadiense Anne Carson, concebidas en un territorio con semejante falta de pulso humano. Son las siguientes que me gustaría compartir y que sacuden más que los diagnósticos y monografías sobre el Teruel y la España vaciados:

Si la prosa es una casa, la poesía es un hombre corriendo en llamas a través de ella.

Una herida desprende su propia luz, dicen los cirujanos.

En Gúdar se me quejaron de que los habitantes de Zaragoza no van a Teruel. Hacía ni sabían cuánto, que no veían a un oscense de origen. Me apuntaron que ellos sí que iban al norte, pero no dijeron Huesca sino “al Pirineo”. Imagen de marca que sabemos que condena a Sariñena como a Binéfar fuera de su día a día, que les convierte en paraísos en los que visitar se convierte en vivir, no en experimentar.

Me llamó la atención que me nombraran que veían a Jaca cara, cutre, con la hostelería regulera. Dicho por un camarero y ratificado por otro del pueblo, en un establecimiento-inversión concebido para su uso por presuntos forasteros máximo cuatro veces al año que habrá recibido un porcentaje altísimo de subvenciones, previa certificación de su viabilidad como hacía de Lehmann Brothers en 2006 de la de España.

Yo les contesté que ahora es cuando me empieza a gustar Jaca. Con sus manzanas enteras de gotelé exterior y pizarra que baja dos pisos bloques abajo, mucha madera a veces barnizada y otras no, expuesta a rosadas y ventoleras, calles enteras vacías un martes y con las contraventanas cerradas por sus fantasmas…

Ya siento mi ciudad como irremediablemente perdida y superada, pidiendo a gritos que le escribamos. Que describamos tanta risa de primer contacto con la nieve y con el frío de propios y emigrantes americanos llegados desde los trópicos utópicos.

Te quiero Jaca por tus ecos y secretos, vas camino de convertirte en esas viñas de más de cuarenta años, irregulares pero dan el vino justo y siempre con sabor. Al servicio de visitantes pero con heridas que desprenden luz.

19.10 Luis Iribarren

13.10.21

Las NO Fiestas del Pilar 2021 las tapamos con vallas. De risa, oiga


Sabíamos que estas NO Fiestas del Pilar 2021 con los trozos de pandemia que todavía quedan iban a ser diferentes, flojas, pero las tonterías de algunos gestores las han convertido en un fantoche de Fiestas del Pilar, para que Zaragoza no fuera diferente a otras localidades aragoneses que no pudieron en sus momentos celebrarlas por tener en España unos contagios muy superiores. Jodido yo, jodidos todos.

Pero el Premio a la Estulticia se lo han llevado las vallas que impedían ver, mirar, observar lo que se estaba produciendo dentro de los pequeños escenarios gratuitos pero pagados por todos, que celebraban diversas actuaciones. Ver a personas intentando asomarse de puntillas mientras dentro estaba medio vacío todo —pues las entregas eran gratuitas pero luego de regalar por internet los afores, más de la mitad no acudieron— es de Premio. Nadie tuvo agallas de abrir las puertas para dejar pasar hasta llenas los espacios, a los que miraban de hurtadillas. El día 12 algunos operarios estaba raudos arreglando los rotos de las vallas para la tarde, no fueran a mirar por los agujeros  pues eso supone que se pudieran amontonar más de dos personas, ¡uff, qué peligro!!

Los de la Ofrenda de Flores tapada y en secreto, mientras en toda la Plaza del Pilar había miles de personas ajenos al acto principal es de otro Premio a la Estulticia. Era mirar al fondo, hacia la zona de la presunta Ofrenda de Flores y ver el vacío mientras en la plaza casi no se cabía. ¡Uff!La sociedad de calle dio la espalda al acto principal, simplemente porque los tontos de la gestión se la dieron antes, poniendo vallas para tapar.

El lunes anterior 30.000 personas gritaron durante dos horas, todas bien juntas y en muchas zonas sin mascarilla, en un partido de fútbol. Fueron en total más de 3 horas de aglomeraciones. Lógicas. 

Pero no fuimos lógicos para permitir el Rosario de Cristal o una Ofrenda de Flores con lógico control. No suelen ser actos de mi gusto, pero la historia de la ciudad es algo más que decisiones sin sentido común.

El que no hubo en algunas zonas del Centro del Casco Viejo zaragozano a las tantas de la madrugada con miles de jóvenes borrachingas mientras la policía intentaba impedir asaltos. Si a los jóvenes no les damos oportunidades fuera de la ciudad se quedan en ella a jugar a joder. Es de libro de primero de sociología. No se las deja bailar en locales dispuestos para ello, y si hace buena noche se dedican a romper mobiliarios de las plazas zaragozanas. ¿Eso no era previsible? No aprendemos a gestionar cuando somos políticos de sillón sin formación social.


6.10.21

En Aragón el trabajo cura mucho más que las pastillas


"El empleo es fundamental para articular el proceso de rehabilitación psicosocial de los enfermos de salud mental y para que, como objetivo final, puedan desarrollar un proyecto de vida autónomo"

Así lo ha asegurado hoy la consejera de Sanidad, Sira Repollés, en la gala conmemorativa del aniversario del Centro Especial de Empleo Arcadia de Huesca, de la Fundación Agustín Serrate, a la que ha asistido junto a su homóloga de Ciudadanía y Derechos Sociales, María Victoria Broto, y al presidente de la entidad, Alberto Larraz.

Esto es básico sin ninguna duda, el empleo, el trabajo cura mucho más que las pastillas. Pero tenemos que articular más mecanismos para que se puede recetar empleo a las personas con problemas de salud mental, bajo, medio y alto, como parte de su recuperación. 

La ayuda al empleo y a la formación debe formar parte del recetario básico de los profesionales de Salud Mental.

No es sencillo, no está articulada este tipo de actuaciones, pero hay que buscar ideas, la innovación también cura ante problemas en los que detectamos la medicación correcta. 

Hay que dar varias vueltas al Voluntariado para que no sea una actividad poco reglada, totalmente gratuita y que no cumpla objetivos tan variados como la integración de personas con debilidades en una vida autónoma. Incluir a una parte del Voluntariado como actividad social que ayuda a colectivos, es positivo. Aunque no sea gratuito.