9.6.19

Medidas de 1985 para el tráfico de Zaragoza. Casi 35 años ya

En el otoño del año 1985, admitiendo que Zaragoza había superado el umbral del tráfico rodado en la ciudad y resultaba muy complicado moverse en Zaragoza por los atascos, la polución, la falta de aparcamientos, la lentitud en los trayectos, se realiza un estudio para delimitar qué medidas se entendían necesarias para mejorar el tráfico en Zaragoza.

Ha pasado casi 35 años de entonces, y si observamos las medidas que se planteaban entonces, vemos que van llegando pero tarde, que este problema está asentado en Zaragoza desde el aumento del número de habitantes hasta los 500.000 y que las medidas que se han ido tomando nunca han sido del agrado de los conductores, aunque admitamos que son las medidas que funcionan y sobre todo las que ya han tomado otras ciudades europeas y americanas.

Nuevas infraestructuras viales para otros tipos de tráfico distintos al coche particular

Ampliar la anchura de las aceras y los paseos

Dedicar carriles especiales para el transporte colectivo y las bicicletas

Disminuir los estacionamientos públicos en superficie

Bajar la cota de velocidad permitida a 25 km hora para que no sea efectivo el coche en distancias cortas

Aumentar en los semáforos el tiempo de luz roja para los coches

Mejorar el transporte público

Ampliar el números de calles peatonales

Controlar y facilitar el transporte de suministros

Diseñar el sistema de transporte público para que no existan puntos de más de 800 metros de distancia de un sistema público de transporte

Intervalos entre autobuses de menos de 10 minutos en el peor de los servicios

Crear líneas de transporte que no circulen por el centro de Zaragoza

Admitir el tranvía como mejor método de transporte por sus menores costes de energía y de contaminación

Peatones para distancias hasta de 3 km. Bicicletas hasta distancias de 5 km.


En aquel estudio se habla claramente que todos los Cascos Históricos de las grandes ciudades europeas se diseñaron y construyeron en función de peatones y no como arterias de tráfico rodado. ¿De verdad no somos capaces de entender que el problema del tráfico en los centros urbanos y en los interiores de los barrios residenciales ya lo tienen resuelto en muchas ciudades de Europa?

No hay comentarios:

Publicar un comentario