29.1.21

Defensa del convento de Santa Engracia en Zaragoza. 1809


El convento de Santa Engracia de Zaragoza era un enorme edificio que ocupaba en la Zaragoza de los Sitios un lugar, un gran espacio urbano imprescindible para defender la ciudad a orillas del río Huerva y cerrando de alguna manera la forma de entrar en la Zaragoza de entonces. Así que los franceses lo sometieron a un intensísimo bombardeo desde la otra orilla del río o incluso en un principio desde casi Torrero.

El monasterio fue primeramente volado por las tropas francesas durante el Primer Sitio de Zaragoza, en la noche del 13 al 14 de agosto de 1808, durante la retirada francesa del Primer Sitio, convencidos de que tendrían que volver para conquistar la ciudad.

La defensa más intensa del Convento de Santa Engracia (ya casi en ruinas tras el Primer Sitio) se produjo en el Segundo Sitio, entre las navidades de 1808 y el final de febrero de 1809, cuando ya Zaragoza tuvo que claudicar ante los franceses. 

Los zaragozanos junto a los soldados que defendía la ciudad como a los frailes del convento del que hoy ya solo queda la portada de su iglesia que se conserva en la actual Santa Engracia, defendieron casa por casa y habitación por habitación todo el complejo del convento, del que se consservan algunas láminas y cuadros.

Esta obra pictórica que vemos arriba de cinco metros de ancho es del pintor extremeño Nicolás Megía Márquez y es propiedad del Museo del Prado, y se encuentra en depósito en el Museo de Bellas Artes de Santa Cruz de Tenerife.

No hay comentarios:

Publicar un comentario