7.4.17

Detalles de San Jorge y sus leyendas

La historia inventada alrededor de San Jorge es muy conocida, es curiosa y habla de princesas, dragones teóricos, el mal y el bien, los poderosos, el amor, el pecado, la fuerza de los valientes y la delicada presencia de la mujer incapaz de defenderse. Toda una suma peligrosa y curiosa alrededor de una leyenda de hace unos 1.700 años. Muchos. 

Lo curioso es que siendo turco de Capadocia, soldado de los ejércitos romanos…, de existir…, su historia se parezca tanto a la mucho más antigua que ya se veneraba hace 2.500 años con el Dios griego Sabazius como protagonista.

Es falso que sea el patrón de Cataluña, pero les dejamos que se lo apropien. También. En realidad además de ser el patrón de media Europa, incluida la vecina Portugal, se nombró Patrón de la Corona de Aragón. Donde sí, estaba Cataluña pero muchos otros territorios.


Dicen que San Jorge (San Chorche en aragonés), según cuenta la leyenda y siendo rey de Aragón Pedro I e intentando conquistar Huesca a los árabes en el año 1096, inició la dura batalla de la reconquista de esta ciudad que por entonces se encontraba en manos del monarca de la Taifa de Zaragoza. Los soldados de los ejércitos cristianos confiaban plenamente en Dios para ganar la que se preveía horrible batalla.

Así que Dios viendo las dificultades de la guerra entre infieles y cristianos, envió al bueno y sacrificado soldado San Jorge, que descendió del cielo a caballo, portando con él una cruz granate, para darles ánimos y enseñarles el volar de la lucha. Los soldados cristianos al ver la señal que les mandaba Dios con San Jorge de estandarte, regresaron al campo de batalla con más energía que nunca, a morir peleando.

Los pobres asustados —pero muy numerosos— soldados musulmanes no se creían lo que estaba viendo y fueron derrotados, abandonando el lugar rápidamente. Tras medio año de asedio, Pedro I entró en Huesca, lo que nos indica que incluso con la ayuda de San Jorge se tardó mucho en doblegar a los árabes.

Para celebrar tal victoria se utilizó la cruz de San Jorge en las insignias de Huesca y de toda la Corona de Aragón haciendo honor a su santo que les había salvado.

No hay comentarios:

Publicar un comentario